Narcomenudeo: el ministro de Seguridad dijo que la intención es poner en vigencia la norma antes de fin de año

“Buscamos la aplicación plena de la ley”, aclaró.

AGÜERO GAMBOA. El ministro de Seguridad aseguró que el MPF no se opone a la ley, sino que busca que se aplique de manera correcta y exitosa. AGÜERO GAMBOA. El ministro de Seguridad aseguró que el MPF no se opone a la ley, sino que busca que se aplique de manera correcta y exitosa. LA GACETA / FOTO DE ANALÍA JARAMILLO

En el Poder Ejecutivo (PE) son prudentes al hablar de la Ley de Narcomenudeo (9.188 y sus modificatorias). La sentencia favorable de la Corte Suprema de Justicia, que por mayoría resolvió levantar la medida cautelar presentada en 2020 por el Ministerio Público Fiscal (MPF), aún no está firme. El ministro fiscal Edmundo Jiménez, quien mantiene un profundo silencio desde que se conoció el fallo, puede apelar la decisión del alto tribunal, lo que llevaría la discusión a otras instancias judiciales. De todos modos, en la Casa de Gobierno hay optimismo respecto de la puesta en vigencia plena de la norma que otorga competencia provincial a estos delitos y se viene trabajando en ese sentido.

El ministro de Seguridad Ciudadana, Eugenio Agüero Gamboa, comentó que las fuerzas federales abocadas al narcotráfico están capacitando a la Policía de la Provincia. Remarcó que la intención del gobernador interino, Osvaldo Jaldo, es poner operativa la norma cuanto antes, pero reconoció que dependerá de numerosos factores, como la creación de los juzgados, las fiscalías, las defensorías y las designaciones para dichos cargos. A su vez, el ex funcionario del MPF afirmó que el ministro fiscal no se opone a la ley, sino que plantea que faltan recursos. “Hay una intención de búsqueda de que esta ley sea aplicada de manera correcta, para que tenga éxito y avancemos, sin dar un paso atrás. Hay unidad de criterio más allá de la disidencia de opiniones”, manifestó en diálogo con LA GACETA.

Desde su despacho en la Casa de Gobierno, Agüero Gamboa explicó el trazo grueso de una norma que busca acelerar los tiempos judiciales para combatir este tipo de delito.

-¿Qué es el narcomenudeo?

-Es por la cantidad de droga encontrada en poder de una persona. Quiere decir poca cantidad, no narcotráfico. Ahí es donde la Justicia o los jueces, por una sentencia, una reglamentación de la ley o jurisprudencia nacional, deben establecer cuál sería el punto de partida y hasta dónde llegaría el narcomenudeo. Por ejemplo, 500 gramos. Hasta 500 gramos es narcomenudeo; si tiene más hablamos de narcotráfico.

-¿Se considerará narcomenudeo si una persona consumidora tiene sustancias a cuestas?

-Si es para consumo personal, no. Tampoco se va a perseguir al consumidor; se busca a los vendedores, pero se va a investigar. A lo mejor hay pruebas anteriores de que andaba con más droga encima o ya se lo ha visto vendiendo. Va a variar en lo que sea la investigación.

-¿La ley puede provocar una escalada de violencia de los grupos?

-Creo que no porque no cambian muchas cosas. Se los viene persiguiendo porque es un delito. La Justicia y la Policía Federal, otras fuerzas nacionales y la Policía de la Provincia están realizando investigaciones. Y va a seguir siendo igual. Lo que varía es que, dependiendo la cantidad de droga, van a investigar la Justicia federal o provincial.

-¿Cuál es el plus de esta ley?

-La rapidez en cuanto a las medidas judiciales. Va a haber más fiscalías, más jueces y también van a tener defensores. Hay más efectivos provinciales que efectivos federales, a pesar de que se vienen incrementando las fuerzas en la provincia. Entonces deja de estar tan saturada la Justicia federal para ese delito. Lo que se busca es velocidad en la investigación, pero velocidad no quiere decir mal hecho. Lo mejor hecho posible, con las pruebas que corresponde, pero con mayor velocidad para las medidas.

-¿La ley puede estar vigente antes de fin de año?

-La intención del gobernador es que antes de fin de año ya esté vigente, pero desconozco los plazos. La intención del gobernador, y vamos todos detrás de ese objetivo, es que esté en funcionamiento lo antes posible.

-¿Qué opinión le merecen los argumentos del MPF?

-Considero que son válidos. Respeto la opinión y conozco el porqué de ellos; vengo del MPF. Creo que los cambios que plantean se van a hacer y que el gobernador está dispuesto y busca hacerlo con la mayor velocidad posible hasta que se ponga en funcionamiento la ley.

-¿Se va a lograr una aplicación plena de la ley?

-Pienso que sí. Es lo que busca el gobernador y lo que buscamos nosotros. Quiero que se entienda y quede claro: al conocer la visión del MPF desde adentro y al haber seguido charlando ya desde esta nueva función con el ministro Fiscal, no hay una oposición. Lo que quiere (el ministro Fiscal) es el bien, porque el fin es el bien de la sociedad, que es lo que estamos buscando. Hay una intención de búsqueda de que esta ley realmente sea aplicada de una manera correcta para que tenga éxito y avancemos, no que demos un paso para atrás. Eso es lo que se está trabajando. Hay una unidad de criterio más allá de una disidencia de opiniones en las cuales el gobernador va a tratar de cumplir en cuanto a lo técnico y a los recursos que faltan. Lo va a cumplir, lo va a buscar y vamos a trabajar de manera unida, articulada y siguiendo la legislación.

-¿Cómo son las capacitaciones a la Policía de la Provincia?

-La Dirección de Drogas Peligrosas y el resto de la Fuerza se ha venido capacitando este año. Hace dos semanas hubo dos jornadas importantes con la Policía Federal y con la Gendarmería, tanto teórica como práctica. Dónde buscar droga al tacto en los vehículos. Enseñaron, por ejemplo, cómo diferenciar un asiento normal de uno que puede estar con otra cosa. Lo mismo con otras partes de los vehículos. Se hicieron varias capacitaciones y vamos a ir intensificando. Sobre todo en el tema de los reactivos, del laboratorio y de las sustancias.

Comentarios