Semana Santa: el encuentro entre lo sagrado y el hombre

“Vida y Pasión de Dios Hombre” se representa en Tafí del Valle y en el lago del Parque 9 de Julio. En ambas puestas Benjamín Tannuré Godward encarna a Jesús.

Benjamín Tannuré Godward encarna a Jesús. Benjamín Tannuré Godward encarna a Jesús. FOTO GENTILEZA DE NELSON CACERES

El reconocido actor y director Carlos Kanan está a cargo de la dirección de dos puestas de la Pasión:

“Vida y Pasión de Dios Hombre”  es la tradicional obra que sube a escena cada año en el escenario natural del predio Ojo de Agua, en el imponente paisaje de Tafí del Valle.

La obra, que recorre momentos emblemáticos de la vida de Cristo, desde el nacimiento hasta la crucifixión y la resurrección, subirá a escena hoy y mañana a partir de las 16, con entrada libre y gratuita.

La misma “Vida y Pasión...”, con algunos cambios de elenco, subirá a escena mañana a las 21 y el domingo a las 20, en el lago San Miguel del parque 9 de Julio. La entrada es libre y gratuita. La función se suspende en caso de lluvia intensa.  

El mismo elenco

“En la Pasión en Tafí del Valle y en el lago del parque 9 de Julio se presenta el mismo elenco. Los protagonistas somos los mismos actores, por eso hacemos función en Tafi a las 16, bajamos y a la noche la hacemos en el lago”, explica Benjamín Tannuré Godward, minutos antes del ensayo general en medio del viento tafinisto.

“Lo que varía entre una puesta y otra es que quienes representan los soldados a caballo son de una agrupación en Tafí y de otra en capital, así como quienes representan al pueblo”, agrega el protagonista esencial.

“Encarnar a Jesús en la Pasión es una experiencia muy fuerte, que demanda un gran esfuerzo físico y un gran esfuerzo espiritual”, declara.

“Hay que poner mucho del oficio de actor para no dejarse llevar por las emociones del público, que ven  los personajes que representamos. Eso es lo interesante: para ellos nosotros somos Jesús, María o Poncio Pilato, y se produce una comunión impresionante”, agrega.

Esta es la segunda vez que a Tannuré Godward le toca personificar a Jesús; antes hizo del apóstol Pedro.

“Es una experiencia única,  soñada por los actores. Todos en algún momento deseamos un papel de esta dimensión en el teatro o en el cine, así que realmente es emocionante lo que se experimenta, y sobre todo lo que el público devuelve”.

El actor concluye: “en definitiva, más allá de la religión de cada uno, y siendo esta una conmemoración religiosa cristiana, no deja de tratarse del encuentro entre lo sagrado y el hombre”.

Comentarios