Uno de los villanos más repulsivos de la literatura - LA GACETA Tucumán

Uno de los villanos más repulsivos de la literatura

El protagonista persigue a los asesinos de su esposa.

21 Nov 2021

NOVELA

VENGANZA DE SANGRE

WILBUR SMITH

(Emecé – Buenos Aires)

Wilbur Smith, el famoso escritor de novelas de aventuras, es un pervertido sexual y un sádico psicópata...

Esto es lo primero que se puede pensar después de leer Venganza de sangre. El relato retoma a los personajes de su anterior libro, Los que están en peligro. En él, el protagonista Héctor Cross, un veterano de las S.A.S, la fuerza de comandos de élite de Inglaterra enfrentaba a los piratas de Somalia.

Sí, aunque parezcan fuera de época, en África aún existen piratas como los de las películas, capaces de tomar al abordaje, armados de fusiles y cuchillos, barcos pesqueros para pedir rescate por ello. Así es como en este momento hay 600 personas de origen europeo secuestradas en manos de estos bucaneros modernos que operan en el este de África.

En la segunda entrega de esta serie, Cross está casado con Hazel Bannock, una empresaria de quien espera un hijo, cuando miembros de un grupo terrorista asesinan a su esposa.

La furia de Cross se desata. Con sed de venganza busca a los asesinos desde las mezquitas de La Meca hasta los verdes prados del interior de Inglaterra.

Su enemigo, sin embargo, está más allá.

Viene desde su pasado y es un hombre nacido para la maldad.

Carl Peter es un genio de las finanzas, que es condenado a prisión. Desde allí constituirá su poder y desarrollará su lado más perverso. La cárcel es para él un simple aprendizaje, un lugar en donde su sadismo y su talento para dañar crecerán hasta más allá de lo increíble. Y amenazará a Cross como ninguno de sus enemigos lo ha hecho antes.

Con Carl Peter, Wilbur Smith logra uno de los villanos más repulsivos de la literatura, su protagonista perverso mejor delineado.

Por eso, después de leer este libro queda una intranquilidad, casi una angustia ¿Cómo hace este genial novelista para conocer tanto cómo piensa una mente tan perversa?

Wilbur Smith, con esta entrega lo confirma. No es ni un pervertido, ni un sádico. Nada de eso. Si él puede meterse tanto en sus protagonistas, es por una razón mucho más simple.

Describiendo y contando historias, este escritor africano es simplemente genial.

Hernán Lanvers

© LA GACETA

Comentarios