Día de la Celiaquía: cómo detectar la enfermedad producida por la intolerancia al gluten - LA GACETA Tucumán

Día de la Celiaquía: cómo detectar la enfermedad producida por la intolerancia al gluten

Según estudios alrededor del 1% de la población la sufre. Un diagnostico acertado y el costo de los alimentos algunas de las dificultades que sufren quienes la padecen.

05 May 2021
3

DÍA INTERNACIONAL DE LA CELIAQUÍA. Alrededor del 1% de la población mundial padece esta enfermedad. Foto tomada de: freepik.es

La Organización Mundial de la Salud (OMS) instauró el 5 de mayo como el Día Internacional de la Celiaquía para concientizar sobre esta enfermedad que afecta a cerca del 1% de la población mundial.

La enfermedad celíaca es una intolerancia al gluten, una proteína que se encuentra en el trigo, avena, cebada y centeno (TACC) que afecta al intestino delgado de las personas con predisposición genética. Se puede manifestar en cualquier etapa de la vida, desde los primeros años cuando se incorpora el gluten hasta la adultez.

“La celiaquía es uno de los trastornos vinculados al gluten. La enfermedad genera una reacción inmunológica, es decir, las defensas van a producir un daño al organismo. El perjuicio  más conocido es en el intestino ya que se produce una pérdida en la altura de las vellosidades y la formación de anticuerpos en sangre", explica el médico gastroenterólogo especialista en celiaquía, Juan Pablo Maidana.

El especialista de la salud remarcó que luego de la detección, como hasta el momento no hay una terapia farmacológica, el único tratamiento efectivo y recomendado a nivel mundial es una dieta libre de gluten.

"La alimentación es uno de los hábitos más difíciles de cambiar, es por ello que la adaptación suele tardar 12 meses en los pacientes. Es vital el acompañamiento y el control del médico", añadió.

Maidana indicó que los síntomas pueden variar de una persona a otra, pero entre ellos se encuentran: diarrea, dolor abdominal, anemia crónica, desnutrición,  fracturas por un déficit de densidad mineral ósea, en el caso de las mujeres el inicio del ciclo menstrual tardío, menopausia precoz, entre otros.  Además, recomendó que las personas con enfermedades como diabetes tipo 1 o con  familiares celiacos se realicen cada cierto tiempo el estudio.

Un cambio en el día a día

La celiaquía es una enfermedad crónica. Las personas diagnosticadas deben modificar su alimentación eliminando todos los alimentos con TACC. La falta de información, conocimiento y planificación son algunos de los obstáculos con los que los pacientes se enfrentan. ¿Cómo cambia la vida, tras el diagnóstico?

"Cuando mi hija tenía seis meses comenzó a probar los alimentos con gluten y ahí empezaron a aparecer los primeros síntomas. Tras varios estudios, recién al año se le detectó", contó Silvia Moreno, mamá de una adolescente celíaca.

Actualmente es la presidenta de la Fundación de Celíacos de Tucumán, que se encarga de asesorar y acompañar a las personas que son detectadas con esta enfermedad.

Moreno destaca, que si bien, hubo avances en la sociedad respecto a la enfermedad con la ley de celiaquía, aún falta una mayor conciencia con la sociedad. "La inserción social no se tiene en cuenta todavía. Cuando mi hija comenzó su escolarización como mamá me tuve que encargar de que se tenga en cuenta. Realizaba reuniones de padres, les explicaba a los docentes, etc", detalló.

Martha Nanni padece desde hace 16 años de celiaquía. “Un día comencé a sentirme mal, cansada. Entonces tomé la decisión de realizarme análisis y me dijeron que tenía problemas en el hígado como si tuviera una hepatitis. Posteriormente, estudiamos en profundidad el tema de la hepatitis y finalmente todos los indicadores estaban bien. Entonces, una colega - Nanni es bioquímica - me cuenta que otra persona tenía análisis con los mismos resultados que los míos y me manda hacer un estudio de celiaquía; así me detectaron”.

Resaltó que en la actualidad hay mayor información sobre el tema, pero en lo social remarca que falta la concientización. “Cuando vas por ejemplo a un bar, muy pocos tienen productos sin TACC. Lo que hace que la persona celíaca tenga que fijarse o conformarse con tomar una bebida nada más”.

Adelina Mercedes Nieva contó que tardó varios años para ser diagnosticada como celíaca, a pesar que desde muy joven tenía los síntomas. Los estudios siempre arrojaban otras enfermedades, pero recién a los 32 años tuvo el diagnóstico correcto. “Cuando te enteras es difícil, cuesta mucho al comienzo. Pero de a poco uno se va adaptando a la nueva alimentación y estilo de vida”.

La abogada de 42 años, explica que la enfermedad requiere que se tomen en cuenta distintos aspectos a la hora de la alimentación como es el caso de la contaminación cruzada, una dieta adecuada, entre otros. También resaltó los obstáculos a la hora de conseguir los productos. “No son económicos. Una harina común de trigo sale $60 una harina para nosotros aproximadamente $300. También la falta de variedad es latente”.

"Hace falta concientización mucha gente padece la enfermedad, pero no sabe por la ignorancia que hay sobre el tema. Debemos prestar atención a eso, porque nuestra comida es nuestro medicamento".

Comentarios