Izquierda y derecha pelean por los votos hasta último minuto - LA GACETA Tucumán

Izquierda y derecha pelean por los votos hasta último minuto

El resultado depende de los indecisos Las elecciones a la presidencia se definen en un balojate muy reñido. Una visita sopresiva del ex presidente uruguayo

15 Dic 2017
1

CONTINUIDADES. Guillier es el candidato oficialista y Piñera ya fue presidente. reuters

SANTIAGO, Chile.- El oficialista Alejandro Guillier y el ex mandatario conservador Sebastián Piñera se enfrentarán el domingo por la presidencia de Chile en un balotaje inesperadamente reñido.

En la recta final de la segunda vuelta, los aspirantes al sillón presidencial desplegaron hasta último minuto su artillería para seducir al electorado indeciso, con “ofertones” que serían clave en comicios en los que el voto es voluntario y la participación no superaría la mitad del universo electoral.

“Es una elección bastante inusual. Todo indicaría que será un triunfo ajustado o con una diferencia de 2 o 3 puntos”, dijo el analista Guillermo Holzmann.

Piñera, un multimillonario de 68 años, logró un 36,6% de los votos en primera vuelta, por debajo de la mayoría absoluta y “un remezón que nos despertó”, admitió.

El senador Guillier, que representa a la centroizquierda oficialista, obtuvo un 22,7% de los sufragios, una cifra también menor a la esperada pero que el mismo candidato calificó de una “suerte de primaria” en un pacto fragmentado y en el que irrumpió una tercera fuerza política de izquierda.

La paridad en los sondeos y la dispersión de las fuerzas de centroizquierda que aspira a captar el postulante oficialista amplificaron algunos apoyos de última hora a Guillier, mientras Piñera busca pescar en las contradicciones ajenas para aumentar el caudal electoral que le permitió ganar la primera vuelta con el 36,6%.

En las filas de Guillier, que encarna la continuidad del gobierno de Michelle Bachelet, las últimas horas de campaña oficial estuvieron signadas por la participación estelar del ex presidente uruguayo José “Pepe” Mujica -ícono de la democracia entre los jóvenes chilenos- y por el apoyo explícito de figuras emblemáticas del izquierdista Frente Amplio (FA).

Mujica fue la sorpresa de un acto de Guillier, en la ciudad de Valparaiso, ya que se había anunciado que el uruguayo participaría sólo del mitín central previsto para ayer en el Paseo Bulnes, a metros del Palacio de La Moneda, zona de gran simbolismo para los chilenos, donde el periodista había cerrado su campaña en la primera vuelta.

La apuesta de Guillier es que el magnetismo de Mujica arrastre votos esquivos entre los jóvenes y simpatizantes del FA, aún no convencidos de apoyar al candidato de Nueva Mayoría.

Otro empujón desde la izquierda vino con el apoyo explícito de figuras emblemáticas del FA, hasta hace poco renuentes a hacerlo, como los diputados Giorgio Jackson, del partido Revolución Democrática, Gabriel Boric del Movimiento Autonomista, y Alejandro Mayol, que en agosto perdió la primaria frente a Beatriz Sánchez.

“Soy hombre, heterosexual, blanco, chileno y diputado. No soy yo quien sufriría las consecuencias de una derecha profundamente retardataria. Con la profunda convicción de que el FA es la mejor alternativa para cambiar Chile, este domingo votaré contra Piñera, marcando mi voto por Guillier”, escribió Boric en su cuenta de Twitter, un mensaje que fue retuiteado miles de veces. (DPA-Télam)

Comentarios