Gallardo le dedicó el título a su mamá

El "Muñeco" se quebró al recordar a su “vieja”, que falleció hace menos de un mes.

11 Dic 2014
2

PURA FELICIDAD. “Me siento muy feliz de haber vuelto a este club en el que me crié como persona”, enfatizó Gallardo. reuters

BUENOS AIRES.- Su arribo se dio en un momento inesperado, cuando River podía de una vez por todas darse el lujo de sentirse campeón del fútbol argentino. Corrían los últimos días de mayo, y después de los títulos del Torneo Final y de la Superfinal, los hinchas, jugadores y dirigentes del “millonario” se desayunaron con la noticia de que Ramón Díaz dejaba el cargo por diferencias con los dirigentes. El nombre indicado y al que le apuntó el presidente Rodolfo D’Onofrio fue el de Marcelo Gallardo, aquel exquisito jugador, con pegada magistral, que hacía sus primeras armas como DT, y que había logrado el campeonato Uruguayo con Nacional en 2012.

Sin grandes rasgos con respecto a su manera de planificar, el “Muñerco” tomó las riendas del River campeón. Recibió de buena manera el regreso del uruguayo Carlos Sánchez, a quien transformó como alma del equipo y lo catapultó al seleccionado de su país. No sólo Sánchez reemplazó de buena manera en el puesto al colombiano Carlos Carbonero, sino que mejoró y potenció a un equipo que mostró una mayor presión, dinámica y vocación ofensiva.

Además, los valores importantes que le dieron Leonardo Pisculichi, Matías Kranevitter y Rodrigo Mora, quien también volvía de un préstamo del exterior, fueron determinantes para que River se convierta en una sensación.

La semifinal con Boca le hizo al entrenador replantear su planificación de trabajo y enfocar los cañones a la Sudamericana. El “Muñeco” y su River eliminaron a Boca, les dieron una inmensa alegría a los hinchas “millonarios”. Luego, contra Atlético Nacional entró en la historia del club al darle el título de la Copa Sudamericana que le faltaba.

“En este momento me siento muy orgulloso por haber venido a este club, en el que me inicié como jugador y me tocó vivir todas las facetas”, sostuvo el entrenador, el primero en River en conquistar títulos internacionales como técnico y jugador.

Gallardo se quebró emocionalmente al hacer un balance de esta temporada. “Es difícil porque me pasaron muchas cosas en estos meses. Se lo quiero dedicar a mi ‘vieja’”, expresó entre llantos, al recordar a su madre, que falleció hace menos de un mes, luego de una larga enfermedad. (DyN-DPA)

Comentarios