Hubo tensión en la ruta 34 cuando los camioneros instalaron un contrapiquete

Seguidores de Moyano desafiaron a los productores y se temió un enfrentamiento. Luego el tránsito se liberó para los particulares e impidieron el paso de las cargas derivadas del agro. Se instalaron en el cruce de Las Cejas y Pozo Hondo. También hay cortes en las rutas 9, 157 y 38.

24 Mar 2008
1

FIRMES. Los agricultores tucumanos están seguros de que podrán repelar un ataque de los camioneros. LA GACETA/JOSE NUNO

La mañana fue tensa. Poco después de las 8, los ruralistas tucumanos se instalaron en el cruce de Las Cejas y Pozo Hondo, en la ruta 34, para iniciar una nueva jornada del mayor paro agropecuario de la historia contra el aumento de las retenciones. Los manifestantes mantuvieron liberado el tránsito de particulares, pero bloquearon a los camiones de carga.

Empero -tal como lo habían anunciado- una decena de seguidores de Hugo Moyano desembarcó, poco antes de las 10, del otro lado de la carretera, con la intención de desbaratar el corte, e instaló un contrapiquete en el que también se impidió el tránsito de vehículos y de ómnibus de larga distancia.

La tensión fue en aumento y se temió un enfrentamiento entre los sojeros y los camioneros. Mientras tanto, los autos privados optaron por desviarse y por tomar caminos alternativos. Pero los numerosos micros que intentaron imitar la maniobra quedaron varados en la banquina, debido a que la persistente lluvia de anoche humedeció los caminos.

Los colectiveros fueron auxiliados por los productores, que -tras hacer descender a todos los pasajeros- acarrearon con sus tractores a los coches hundidos en el lodo. Finalmente, alrededor de las 11, los camioneros comenzaron a liberar lentamente la circulación, y luego se retiraron del lugar.

Desde la Comisión de Productores se organizó un "bocinazo" para condenar la violencia en las manifestaciones del campo. Con aplausos y silbidos, el acto se concretó al mediodía. La protesta continuará hasta las 19, y a las 14 se ampliarán los cortes a las 157 y 38 (con la modalidad de impedir el paso de transporte de carga).

Rafael Sánchez, directivo de los sojeros autoconvocados, advirtió que la medida de fuerza podría recrudecer mañana. "El Gobierno y los camioneros no entienden que nosotros seguiremos en las rutas hasta las últimas consecuencias", indicó a LA GACETA.

En el otro piquete que se está concretando en la provincia, en la ruta 9, a la altura de Los Puestos, no se registraron incidentes. De hecho, los camiones detenidos allí se solidarizaron con los más de 50 agropecuarios que se hallan apostados en el camino.

Donde sí se registraron inconvenientes fue en Paraná. productores que se estaban concentrando en la entrada del túnel subfluvial -en las afueras de la ciudad- denunciaron que gendarmes que vigilaban la zona los reprimieron a golpes para que se alejaran del lugar, y cuatro de los manifestantes resultaron heridos.

En tanto, los manifestantes entrerrianos de Gualeguay dijeron que evitarán enfrentarse a los camioneros que se apostaron en la localidad de Ceibas para desafiarlos, y harán una concentración en las denominadas Cinco Esquinas.

En Córdoba, en Santa Fe y en Buenos Aires se están llevando a cabo varios piquetes más, en distintos puntos de las carreteras nacionales. LA GACETA.com ©
Comentarios