"Un bebé que toma teta se está inmunizando con el alimento más poderoso del mundo"

En la Semana Mundial de la Lactancia Materna, una puericultura habla de los juicios y opiniones de quienes rodean a las madres y una pediatra explica los beneficios de la tetanalgesia.

COMPROBADO. La lactancia es fundamental para el desarrollo del bebé, porque le ofrece todos los nutrientes y defensas que necesita. ARCHIVO LA GACETA COMPROBADO. La lactancia es fundamental para el desarrollo del bebé, porque le ofrece todos los nutrientes y defensas que necesita. ARCHIVO LA GACETA

Del primero y al siete de agosto se celebra la Semana Mundial de la Lactancia Materna en más de 170 países, con el objetivo de fomentar la práctica y mejorar la salud de los lactantes. Durante estos días, la Organización Mundial de la Salud (OMS) y Unicef hacen un llamamiento a los gobiernos a fin de que asignen recursos para proteger, promover y apoyar las políticas de lactancia.

En todo el mundo, menos de la mitad de los recién nacidos reciben leche materna en la primera hora de vida y esto los hace más vulnerables. Y solo el 44 % toman leche materna de manera exclusiva durante sus primeros seis meses; una cifra que está por debajo del objetivo de la Asamblea Mundial de la Salud, que aspira a llegar al 50 % para 2025.

En la Argentina, según datos del último estudio de Situación de la Lactancia Materna 2011, el 60 % de los bebés de dos meses se alimenta con lecha materna únicamente. Esa proporción se reduce al 30 % a los seis meses. Y son pocos los que llegan a los dos años prendidos al pecho.

Para peor, en 2020 más de 23 millones de niños de todo el mundo no recibieron las vacunas esenciales debido a la pandemia. Los beneficios de la lactancia materna se han observado en un buen número de estudios. Además de reforzar el vínculo, aporta los nutrientes necesarios y es clave en la prevención de enfermedades crónicas. De hecho, la leche humana tiene más de 370 componentes específicos que inmunizan al bebé.

Por eso, la OMS recomienda alimentar al niño exclusivamente con leche materna durante los primeros seis meses. Luego aconseja incorporar progresivamente diferentes alimentos, complementando la lactancia materna hasta los dos años inclusive.

Pese a la acumulación de información sobre los beneficios de prolongar la lactancia; el agotamiento físico; el estrés laboral; la angustia emocional y la falta de espacios adecuados a menudo hacen imposible el amamantamiento. También hay que decir que se trata de un tema que no pasa inadvertido para nadie y en consecuencia no está exento de críticas, especialmente si va más allá del primer año de vida. Estos juicios y opiniones de quienes rodean a las madres pueden hacerlas dudar, con el riesgo de que opten por destetar.

Pero, ¿para qué sirve la lactancia cuando el pequeño ha alcanzado los dos años y come de todo? "A esa edad, el niño tiene una gran necesidad de reforzar su autonomía y su 'poder ser' por fuera de mamá. Esto le genera ganas de explorar y sentimientos de ansiedad. Para equilibrar su fisiología exploradora, vuelve seguido a su lugar seguro: el pecho. Las tomas suelen ser cortitas; 'un toco, me cargo y me voy'. El pequeño necesita ir a conquistar el mundo y volver a lo ya conquistado. Es muy fluctuante", explica Brenda Troccoli, puericultora y especialista en crianza y primera infancia.

A estas alturas, eso puede ser incómoda para la mamá, se le observa. "Sí. Es un buen momento para empezar a trabajar que el cuerpo de la madre es de ella y el del niño, de él. Aconsejo explicarle que debe pedir permiso para tomar teta y, en consonancia o coherencia, pedirle permiso antes de cambiarle el pañal o de manipular su cuerpo", responde la experta.

Desde su mirada, siempre se puede reformular el vínculo y empezar un camino de destete que sea una caricia en vez de una herida. A los dos años, esperamos más independencia de nuestros niños. Pero a esa edad son unos cachorros, aprecia. "En las tomas suelen alternar mucho los pechos. Aunque nos dé la sensación de que estuvieran jugando, se trata de una etapa de fuerte crecimiento. En el cambio constante van buscando las grasas que necesitan de cada pecho para satisfacer su demanda nutricional", enseña.

La pediatra, influencer y mamá Jimena Le Bellot añade que la leche materna tiene -siempre- muchas propiedades. "Antes y después del año", refuerza. Incluso va más allá y menciona las preeminencias de la tetanalgesia. "La palabra parece un chiste, pero no. Sirve para explicar otras de las maravillas de la lactancia: sus efectos de alivio del dolor cuando se realizan pruebas médicas en los bebés", describe, en un posteo suyo.

- ¿En qué consiste?

- Se pone al bebé en la teta justo antes de hacerle una intervención.

Esto puede aplicarse durante el pinchazo en el talón, tras el nacimiento; cuando se le colocan las vacunas; cuando se hace una extracción de sangre o ante cualquier estudio, detalla. "Y no es algo nuevo, sino tan viejo como las tetas de las mujeres, que alimentan y dan amor", comenta de modo risueño. Y los beneficios son para todos, porque al bebé le genera menos dolor el procedimiento al que se lo somete, en la mamá aumenta la confianza en su capacidad de cuidado y al que realiza la intervención se le hacen las cosas más fáciles. "Y si te dicen que se puede ahogar mientras succiona, contestá que 'no'; eso es un mito. Y pedí amablemente que venga otra persona que sí te deje practicar la tetanalgesia", concluye la médica, con un mensaje para quienes maternan.

En definitiva, crear conciencia sobre la importancia de la lactancia es -para la OMS, Unicef y la Organización Panamericana de la Salud- uno de los fines principales de esta especie de marca anual en el almanaque. Se busca que el mundo entero hable del tema. Y a juzgar por las situaciones que las mujeres afrontan a diario, se trata de un propósito más que necesario. Especialmente si ponemos la mirada en niños como los de Ucrania, que han vivido bombardeos y evacuaciones desde el ataque de Rusia. U otras muchas familias vulnerables en todo el planeta, que afrontan situaciones de emergencia.



Tamaño texto
Comentarios
Comentarios