La Provincia prevé entregar unas 2.200 casas en 2022 y proyecta unas 3.600 más

La interventora del IPV brindó un informe pormenorizado de las obras en Tucumán. El ministro Soria reconoció que el déficit habitacional es altísimo

MANANTIAL SUR. Las firmas tendrán 120 días para recuperar las casas. osvaldojaldo.com.ar MANANTIAL SUR. Las firmas tendrán 120 días para recuperar las casas. osvaldojaldo.com.ar

La obra pública en Tucumán comenzó a levantar las pulsaciones en los últimos meses. Desde el desembarco de Osvaldo Jaldo en el Poder Ejecutivo (PE) y el aterrizaje de Juan Manzur en la Casa Rosada, los que eran sólo anuncios -algunos llevaban años- empezaron a mostrar ritmo y se fueron transformando paulatinamente en proyectos reales. Se aceitaron las relaciones, se creó el Ministerio de Obras y Servicios Públicos para centralizar las ejecuciones y se empezó a percibir cierto dinamismo en las gestiones de la Provincia que no se vio en el primer mandato del ahora jefe de Gabinete de la Nación.

Esas señales de consolidación también se advierten en el Instituto Provincial de Vivienda y Desarrollo Urbano (IPV). Luego de una extensa intervención que tuvo un desenlace escandaloso y de cuatro años con signo político distinto al de la Nación, la institución que conduce Stella Maris Córdoba desde fines de 2019 se muestra cada vez más activa.

“Es muy visible la reactivación de un mes a ahora. Visiblemente se está reactivando”, dijo el ministro Fabián Soria. Pero, ¿cuál es el cuadro de situación en materia de viviendas?

La ex diputada nacional brindó a LA GACETA un detalle pormenorizado de las obras y gestiones que se están realizando para Tucumán, al tiempo que hizo un raconto de lo que se concretó desde que asumió. Marcó que entre 2015 y 2019 no se entregó ni una sola vivienda en la provincia, al tiempo que resaltó que desde entonces se destrabaron gestiones demoradas y que en su intervención ya se entregaron 1.426 viviendas. Entre ellas están: 500 en Las Talitas; 388 de Manantial Sur; 180 en San Andrés; y 166 en Lomas de Tafí.

Edificadas y en ejecución

En esa dirección, la funcionaria afirmó que hay 1.264 viviendas con obras de infraestructura en ejecución o ya finalizadas, gestionadas mayormente con recursos nacionales (Fondo Nacional de la Vivienda - Fonavi), las cuales deberían terminarse y entregarse en 2022. Están ubicadas en San Andrés, Las Talitas, Villa Carmela, Capital y Concepción.

A esa cifra se sumarán las más de 950 de Manantial Sur que están próximas a recuperarse (ver aparte). De ese modo, afirmó que son más de 2.200 familias las que tendrán su casa propia.

Córdoba indicó, a su vez, que hay más de 3.600 viviendas que se ejecutarán en distintos puntos de la provincia a través del programa “Casa Propia - Construir Futuro”. Explicó que con este programa se busca un desarrollo territorial más equilibrado, para que no todos los emprendimientos se hagan en el Gran San Miguel de Tucumán. “La idea es que los del interior no se desarraiguen”, marcó. La infraestructura, en tanto, se ejecutará con el Programa Nacional de Suelo Urbano y con fondos provinciales.

La interventora detalló que 1.368 viviendas se ejecutarán en terrenos de dominio público, de las cuales 382 están próximas a iniciarse (135 en la Capital; 132 en Río Seco; 35 en La Cocha; y 80 en Burruyacu). Las demás, aún en etapas anteriores, se edificarán en San Pedro de Colalao (44); Los Villagra (76); Bella Vista (191); Simoca (178); Las Talitas (238); Teniente Berdina (32); Soldado Maldonado (32); García Fernández (54); Trancas (41); y Villa Carmela (100).

A través del mismo programa, la Provincia firmó acuerdos con entidades intermedias para que aporten los terrenos para ejecutar allí las viviendas (unas 1.400), quedando un porcentaje para demanda libre del IPV. De todos modos, los candidatos propuestos por las entidades deben cumplir con los requisitos del Fonavi para acceder a las casas. También se rubricaron convenios con los municipios por 660 viviendas.

Déficit acumulado

En la provincia el déficit habitacional es profundo. Córdoba expuso, a modo de ejemplo, que sólo el padrón de inscriptos en San Miguel de Tucumán, Yerba Buena, Tafí Viejo y Cruz Alta alcanza las 36.000 personas. “El déficit venía existiendo, pero se acumuló mucho más entre 2015 y 2019, porque no se entregaron viviendas. Ahora hay que hacerse cargo de la demanda que hay”, dijo.

Soria, en tanto, reconoció que el déficit habitacional en Tucumán “es altísimo”. “Las políticas que debe implementar el Gobierno (para revertirlo) es seguir apostando a estos programas de vivienda que se han dado en todo el país. En Tucumán estamos con un plan alternativo de poder ampliar el cupo disponible que tenemos para poder bajar esos indicadores negativos de falta habitacional que hay en la provincia”, expuso.

La falta de terrenos para edificar es el principal freno que tiene la Provincia, por lo cual el PE estaría analizando adquirir nuevas tierras para poder avanzar.

Empresas: "el Ministerio ha dado otro dinamismo"

El presidente de la Cámara Tucumana de la Construcción, Jorge Garber, afirmó que vio una motorización en la provincia de la obra pública y destacó el rol del ministro Soria. “Desde que está a cargo he visto otro dinamismo. Está haciendo lo que hay que hacer: gestiona en Buenos Aires, que es donde se definen las cosas”, dijo. Destacó las gestiones de Manzur y Jaldo y afirmó que el sector está saliendo de un parate de casi seis años. “El Ministerio de Obras le ha dado otro dinamismo al sector. En el empresariado impacta y hay optimismo porque vemos que hay respuesta”, afirmó.

Obreros: “Con Macri no teníamos nada”

El secretario general de la Uocra, David Acosta, afirmó que perciben el impacto de una reactivación de obras públicas en la provincia. Mencionó plantas de tratamientos de líquidos cloacales, la autovía a Termas de Río Hondo, obras de Educación y la firma de los convenios en el IPV para comenzar con las tan anunciadas 3.600 viviendas de “Casa Propia - Construir Futuro”. “Con Macri no teníamos nada. Eran sólo una o dos obras. No había el caudal de obras que están llegando. Hoy podemos decir que están las obras y que tenemos un panorama alentador”, manifestó.

Comentarios