Surgió otra alternativa en las ofertas por el San Juan

El Grupo Luque desmintió que vaya a desistir de su propuesta por el ingenio y sus tierras, pero dejó abierta la posibilidad de no objetar la venta por separado de la fábrica al Grupo Rocchia Ferro

06 Dic 2021
3

LO QUE NO FUE. Así se presentaba a la planta fabril cuando se anunciaba una nueva zafra hace tres años, pero los trapiches nunca arrancaron. Horizonte

Un rumor que había sonado fuerte el fin de semana en el ámbito empresario tucumano fue desmentido ayer por la empresa Complejo Alimenticio San Salvador SA (CASS). La especie se refería a que iba a desistir en las próximas horas de su oferta de arriendo en el concurso preventivo del Complejo Agroindustrial San Juan, y fue aclarada por el presidente de CASS SA, Martín Luque, quien remarcó que sostienen su última propuesta y señaló, como adelanto, que podrían aceptar la alternativa de que se desdoble la operación y se vendan por separado las tierras productivas y el casco-ingenio.

“Nuestra oferta no cambió. Firmamos un contrato de arriendo (con la firma concursada) a 6 años -con opción a compra- por el ingenio y por las tierras, y se presentó en el Juzgado. Hoy estamos a la espera de lo que decidan las partes y el juez”, explicó Luque. “Nosotros siempre estuvimos interesados en las tierras, y por una condición del Juzgado y una presión del gremio, para intervenir nos hicimos cargo del ingenio. La opción de compra del ingenio la tomamos pensando en realizar una revisión técnica sobre el actual estado de cosas, principalmente en lo referido a la seguridad, ya que la fábrica lleva varios años de inactividad”, precisó.

Al respecto, indicó que más allá del anhelo de todos de que el próximo año el ingenio vuelva a moler, “vamos a tomarnos el tiempo que sea necesario para esa revisión técnica y evaluar las reparaciones”. Hizo esta aclaración para el caso de que se acepte totalmente su oferta de arriendo-compra. “Los tiempos de la Justicia son diferentes y no vamos a prometer algo que no podamos cumplir. Ahora, si apuran la venta sólo del ingenio a la otra oferente, no vamos a objetar ni a impugnar el trámite. Nosotros tenemos un proyecto y la otra empresa tiene el suyo”.

Sobre esta nueva posibilidad de resolver la instancia judicial del concurso con este desdoblamiento de la operación, el empresario reiteró que la intención primaria de CASS SA era comprar solamente las tierras productivas, de manera que si hay consenso entre las partes involucradas en el concurso y el juez, la empresa no tendría objeciones para que el otro oferente, la empresa Croanda SA, arregle por su lado la adquisición del casco-ingenio-destilería.

Cabe recordar que Croanda, sociedad anónima presidida por Jorge Rocchia Ferro, fue la primera en presentar formalmente su interés sólo por el ingenio-destilería, y agregar en el escrito como condición de preferencia, que las tierras arrendadas vuelquen la caña en el San Juan.

Esta y la nueva propuesta de CASS fueron giradas por el juez Pedro Pérez, a cargo del concurso del Complejo Agroindustrial San Juan, a las partes involucradas en el trámite judicial (las firmas concursada y la administradora, la sindicatura y representantes de los trabajadores), para que las evalúen y expresen sus posiciones al respecto. A una semana de la audiencia, todavía no hay novedades y el jueves vencerá el plazo otorgado para que se expidan sobre las propuestas.

Ayer, en diálogo con LA GACETA, Rocchia Ferro señaló que mantiene su oferta de $ 28 millones por el “casco-ingenio”, sin personal pero con el compromiso de incorporar a más de 155 trabajadores en la plantilla nueva. Cuando se le consultó sobre la posibilidad de que la firma Luque arriende/compre exclusivamente las tierras y no objete la venta por aparte de la fábrica, solamente dijo: “creo que sería una muy buena solución”.

Y agregó que “sea quien sea el que se quede con el ingenio, lo importante será que el próximo año muela, porque es lo que están esperando los trabajadores y una gran parte de Banda el Río Salí”.

Situación del concurso

- El Complejo Agroindustrial San Juan SA pertenece al Grupo Jorge.

- La administradora del salvataje es Constructora del Tucumán SA.

- Completan las partes involucradas la sindicatura y los empleados.

- La planta fabril está inactiva hace 4 años, y en estado de abandono.

 La concursada posee hoy unas 1.600 ha, casi todas arrendadas.

- En la última audiencia de partes del concurso, el juez Pérez dijo que “llegado el caso” tendrá que resolver “sobre lo que hay”.

Apoyo de los empleados: el secretario de Fotia, a favor de Croanda

El jueves próximo, los representantes de los trabajadores apoyarán la compra de la fábrica-destilería y adelantaron que objetarán la oferta del arriendo tanto de las tierras como del ingenio San Juan. El secretario de Fotia de la compañía azucarera, Pablo Campo, indicó que mantienen su apoyo a la oferta de Croanda SA, y que estarán a favor del arriendo de las tierras a la empresa CASS SA, “sólo si tira la caña al San Juan”, lo que considera” difícil”. “Es tan compleja la situación del trabajador del ingenio, porque parece que no tenemos derechos y por momentos no sabemos si somos empleados de la concursada o de la administradora, y cuando hay problemas se culpan para hacerse cargo”, apuntó.
Consultado sobre la nueva instancia de desdoblar la operación, Campo consideró que “hay que ser prudentes y respetuosos hacia la traumática situación en la que se encuentran los empleados. No se puede jugar con las esperanzas”, indicó. “Lo único concreto hasta el momento es que el Grupo Luque firmó un contrato de arriendo. Y sabíamos que tenían interés únicamente por las tierras. Pero también es cierto que todos los involucrados en este concurso debemos manejarnos con la seriedad que requiere el momento. Personalmente, no voy a apoyar a los que le dan la espalda a las necesidades de la gente, en este caso, de los trabajadores”, resaltó el gremialista. “Queremos un patrón. Tanto la concursada (Grupo Jorge) como la administradora (Grupo Omil) se portaron muy mal con los empleados. Quedamos en manos de ellos, que no son confiables para nada. Por eso, consideramos que lo mejor es que vendan el ingenio y arrienden las tierras, con el compromiso de que la caña se vuelque en el San Juan”, concluyó.

Comentarios