Cómo prepararse para enfrentar el cambio que se viene - LA GACETA Tucumán

Cómo prepararse para enfrentar el cambio que se viene

Dos especialistas dan consejos sobre los choques culturales y emocionales de irse a otro país.

10 Jun 2021
1

EL DUELO MIGRATORIO. Irse del país implica arriesgarse a pasar soledad.

En diálogo con LA GACETA, la psicóloga Susana Bezdjian advierte sobre el duelo migratorio y brinda algunas recomendaciones de cómo transitar alteraciones de esta envergadura preservando la salud mental.

“Emigrar a otro país no es una decisión sencilla, aunque lo que motive esa decisión sea la búsqueda de mejores oportunidades laborales, un futuro mejor para los hijos o la realización personal que no se encuentra en el país de origen. Es necesario tener en cuenta que emigrar implica muchos cambios y pérdidas (lo cultural, la nostalgia, la soledad, la falta de identidad social, la ansiedad y el estrés agudo ante lo desconocido), que pueden afectar el mundo emocional. Si a esto le sumamos que emigramos con nuestra familia, los efectos emocionales y psicológicos se multiplican con el sentimiento de responsabilidad sobre el futuro de aquellos que nos acompañan, con las expectativas de cumplir las metas planeadas en el menor tiempo posible, con la ansiedad y el factor estresante que todo este proceso genera”, señala.

“Amoldarse, poco a poco, a las nuevas circunstancias es una habilidad que habrá que ejercitar, asegura la profesional. “He aquí el desafío que se plantea a aquellos que quieran emigrar al extranjero, ya que esa decisión requiere de mucha madurez, de la capacidad psíquica para adaptarse a los cambios y de mucha tolerancia a la frustración, ya que las cosas en otro país, no van a salir siempre como las planeamos y en los tiempos idealizados que esperamos”, destaca.

En un artículo publicado en la página web del Instituto Centta (clínica de psicología) de Madrid, la psicóloga Giulia de Benito define el duelo migratorio como “un gran ‘estar entre’ dos países, dos culturas, dos grupos de personas, dos planteamientos vitales, dos emociones enfrentadas”. “En este camino se encuentran ganancias y pérdidas, riesgos y beneficios que supone la nueva situación, lo que pone en juego cuán preparados estamos a nivel psicológico ante los cambios”, advierte. De allí la necesidad de estar preparados al momento de tomar la decisión de emigrar al extranjero.

Pasos útiles

Lo que tenés que saber

La psicóloga Susana Bezdjian sugiere:

- Planificar un mapa de objetivos y metas a corto, mediano y largo plazo.

- Manejar falsas expectativas de éxitos inmediatos.

- Tener claro que el sentimiento de perdida de identidad se acentuara y por ende puede aparecer cualquier tipo de discriminación o rechazo.

- Comprender que la emigración es un proceso de largo plazo, de modo de intentar que ese trayecto no frustre demasiado, distinguiendo las cosas que dependen de nuestro esfuerzo de aquellas que están fuera de nuestro alcance.

Comentarios