Pellerano: la historia detrás de un líder en defensa - LA GACETA Tucumán

Pellerano: la historia detrás de un líder en defensa

El experimentado central espera aportarle al “Santo” la solvencia acumulada a lo largo de una extensa carrera profesional, que conoció momentos felices y otros difíciles.

16 Feb 2021

Tranquilidad. Es lo que Hernán Pellerano buscará aportarle a la defensa de San Martín. Ligado al fútbol desde pequeño, él y su hermano Cristian, actual jugador de Independiente del Valle, heredaron la pasión de su padre Ricardo Pellerano, ex jugador de River, Deportivo Cuenca y Argentinos, donde compartió plantel con Diego Armando Maradona.

Al igual que papá, Hernán se desempeña como defensor, mientras que su hermano Cristian lo hace en la posición de mediocampista. Pero no siempre fue así. En sus inicios, “El Comandante” cumplía la función de delantero, hasta que en un momento de su carrera se dio cuenta de que su lugar en el rectángulo era al fondo.

“De chiquito, cuando comencé en infantiles, jugaba arriba. Veía que no era lo mío, así que pasé de volante y tampoco. Un técnico en la quinta de Vélez me puso de central y fue lo mejor que me pasó. Encontré el puesto y la verdad que a partir de ahí me fue muy bien”, recuerda Hernán, el nuevo refuerzo de San Martín.

Sin mucha continuidad en River, pasó por distintos equipos hasta que recaló en Vélez, el club impulsor de una carrera maravillosa para él.

“Hice infantiles en River, después quedé libre y me fui a probar en All Boys. Luego, fui a jugar un año en Excursionistas, que me quedaba cerca de mi casa y bueno, por suerte ese año, me sirvió para mantenerme en forma. En sexta división de Vélez, llegué hasta la Primera. Quede allí y a partir de ahí, fue todo maravilloso. Metí torneo de Francia de Toulon con la Sub 20 y cuando volví pude entrenar con el primer equipo. Al año siguiente me acomodé y ya me quedé en Primera. A partir de esa prueba en Vélez y haber quedado, fue todo color de rosa”, aseguró el zaguero de 36 años.

CAPITÁN DENTRO Y FUERA. Pellerano se acercó al hospital para apoyar al mediocampista Richard Prieto, actual jugador de Godoy Cruz. foto principal: alejandro cruz

Debido a su buen rendimiento en el “Fortín”, con el paso del tiempo, tuvo la posibilidad de jugar en varios clubes argentinos y también en distintos países extranjeros: España, México, Paraguay, Ecuador y Perú. Durante su carrera, enfrentó a muchos jugadores, pero nunca olvidará cuando tuve en frente, a futbolistas de élite, como Lionel Messi, Cristiano Ronaldo, Xavi, Andrés Iniesta y Thierry Henry, entre otros.

“Enfrentarlos fue difícil, porque la verdad que son grandísimos jugadores que te desequilibran en cualquier momento y te la hacían pasar mal”, dijo.

DEBUT “ALBICELESTE”. El defensor sumó minutos con la Selección de juveniles.

Uno de los momentos más importantes para él fue la convocatoria de la Selección Argentina, durante su paso por Liniers. Pese a ya haber vestido la “Albiceleste” con la Sub 20, se quedó con la espina de no haber podido debutar con la mayor. “Lamentablemente tuve ahí un período de mala suerte, porque cuando nos citaron a mí y a Mauro Zárate para jugar las eliminatorias, los dos justo teníamos que jugar cuartos de final de la Copa Libertadores. No pudimos ir y después nos vendieron a Europa. A partir de ahí ya comenzás a competir con los centrales de ahí y es otro nivel”, contó sobre su frustrada convocatoria.

Liderazgo

Como todo buen capitán, Pellerano brindó charlas de liderazgo, acompañó a cada uno de sus compañeros, en los momentos difíciles y todos los días nutre su espíritu por medio de frases motivadoras.

“Uno tiene una experiencia. Siempre fue igual pero cuando la adquirís, te vas dando cuenta de cómo son las cosas. Me gusta ayudar a los chicos. La experiencia, no se compra, son situaciones que te toca vivir y uno tratar de transmitir ese aprendizaje para que los más chicos ya estén alerta ante ciertas situaciones”, señaló el ex Independiente, quien estuvo presente en el hospital para darle ánimos al futbolista paraguayo Richard Prieto luego de que este sufriera una lesión.

No todo es perfecto en la vida de los futbolistas, y a Pellerano le tocó pasar por algunos momentos difíciles. En 2017, cuando jugaba para Olimpia de Paraguay, antes de renovar su contrato, se fisuró la tercera vértebra lumbar dentro de una pileta. Ante esto, decidió no cobrar hasta estar recuperado totalmente. Sin alejarse de los problemas, en otra ocasión, fue filmado en una fiesta junto al enganche Néstor Ortigoza y repudiado en las redes por los hinchas del conjunto paraguayo. Segundos más tarde, él mismo aclaró la situación.

CAPITÁN DENTRO Y FUERA. Pellerano se acercó al hospital para apoyar al mediocampista Richard Prieto, actual jugador de Godoy Cruz. foto principal: alejandro cruz

“Fue el cumpleaños de la mujer y fuimos a un barcito. Jugábamos el viernes y teníamos el domingo libre. Se me ve en las fotos y los videos que tomo agua de punta a punta. A ‘Orti’ le dijeron algo, se quiso pelear y justo nos filmaron cuando nos estábamos yendo”, aseguró.

Objetivo claro

Su paso por Melgar, su último club, no fue como lo esperaba: pocos partidos y en cuarentena “Fue raro por esto de la pandemia. Tres meses encerrados en Arequipa, después tuvimos que hacer la burbuja en Lima. Fue difícil para la familia, el traslado y todo eso. Siempre digo lo mismo: de todas las cosas malas sacas algo positivo”, agregó Pellerano.

La familia, los hinchas “santos”, los técnicos y el objetivo de lograr el ascenso fueron algunos motivos por el cual el experimentado defensor, decidió regresar al país “Quiero agradecer por el cariño que estuve recibiendo en las redes. Espero estar a la altura de esta grandísima institución y de la gente. Ayudar a mis compañeros y al cuerpo técnico, a conseguir el objetivo principal”, aseguró.

“El Líder” buscará escribir una nueva página en el país y utilizar toda su experiencia para llevar al “Santo” a lo más alto. (Producción periodística: Gonzalo Cabrera Terrazas).

Comentarios