Con distanciamiento social y sin público, cuatro magistrados juraron ante la Corte

Maggio y Caramuti asumieron como vocales del Tribunal de Impugnación de la Capital.

13 Ago 2020
2

JURAMENTO. La Corte en pleno puso en funciones a los magistrados. Foto: Comunicación Pública de la CSJT

En una ceremonia signada por la "nueva normalidad" y las medidas de prevención por el coronavirus covid-19, la Corte Suprema de Justicia de Tucumán (CSJT) encabezó el acto de juramento de cuatro magistrados que habían recibido acuerdo la semana pasada para su designación por parte del Poder Legislativo.

De esta manera, a partir de hoy asumieron sus funciones Facundo Maggio y Carlos Caramuti, ambos como jueces del Tribunal de Impugnación del Centro Judicial Capital; Horacio Javier Rey, como juez de Primera Instancia del Trabajo (también de la Capital); y Enrique Martín Cacici, como juez de Instrucción Penal de la II° Nominación (Concepción).

El acto estuvo encabezado por la presidenta de la CSJT, Claudia Sbdar, y por los vocales Daniel Posse, Daniel Leiva y Eleonora Rodríguez Campos (no participó Antonio Estofán). Contó además con la presencia del ministro Fiscal (subrogante), Daniel Marranzino, y del ministro Pupilar y de la Defensa, Washington Navarro.

Tras la lectura del texto protocolar, a cargo de Sbdar, los magistrados prestaron su juramento. A continuación, la Secretaria de Corte, Gabriela Blanco, leyó el acta de la audiencia, que fue refrendada por los vocales y los ministros.

Al tratarse de una ceremonia sin público, debido a la pandemia de coronavirus, en esta oportunidad no hubo firma por parte de magistrados, familiares y amigos.

MAGISTRADOS. Maggio, Caramuti. Foto: Comunicación Pública de la CSJT

Polémica

El proceso de cobertura de estas vacantes generó polémica por un caso puntual. La designación de Maggio en el Tribunal de Impugnación, instancia similar a la ex Cámara de Apelaciones en el nuevo diseño del proceso penal en Tucumán, desató críticas de parte de un sector de la oposición por su relación de parentesco con el ministro fiscal, Edmundo Jiménez, y por su labor como abogado defensor de imputados de delitos de lesa humanidad en juicios por crímenes perpetrados en la última dictadura militar. 

El pliego de Maggio, al igual que sucedió con los nuevos tres magistrados, había sido propuesto por el gobernador, Juan Manzur, a partir de las ternas formuladas por el Consejo Asesor de la Magistratura (CAM) sobre la base de los concursos de rigor. Tanto el ahora ex juez de Instrucción en lo Penal como sus colegas obtuvieron el aval de la Legislatura en sesión.

Comentarios