GPS, el socio del “amo del desierto”

En determinadas carreras, la pericia del piloto resulta tan importante como el GPS.

13 May 2018
1

EN MEDIO DE LA NADA. La organización del Rally Dakar provee a cada equipo de un GPS sellado, que no sólo cuenta con información, sino que también colecta datos. reuters

Los deportes “de fierros” dan cuenta de un sinnúmero de avances tecnológicos, que mayormente tienen que ver con el rendimiento de los motores. Pero no se trata de la única tecnología de la cual se nutre el automovilismo. Una de las herramientas más utilizadas en estas disciplinas -y desde hace mucho tiempo- es el GPS (Sistema de Posicionamiento Global, por su sigla en inglés). Incluso existen categorías para uso exclusivo de los GPS, como lo son las carreras de navegación. Y entre las más conocidas, el mítico Rally Dakar, que desde hace algunos años podemos disfrutar en nuestra geografía.

Los pilotos tucumanos dan cuenta de los beneficios de este sistema. Ricardo Neme, que participó en la última edición de esa carrera, describió la herramienta con la cual compitió a principios de año. “Utilizamos un GPS que nos da la organización de la carrera. Está sellado, y nos brinda información preseleccionada para la competición. Al aproximarse a un punto de control, el dispositivo agrega nueva información para llegar a él”, contó.

Emmanuel Guevara, piloto de motos del CANAV (Campeonato Nacional de Navegación) le dijo a LG Deportiva que en el ámbito nacional un competidor principiante puede presentarse a correr sólo con una aplicación de celular; pero precisó que eso no resulta fiable. “La diferencia entre un instrumental profesional y una app para el móvil puede ser la que hay entre terminar la primera etapa o no”, explicó.

En las carreras que se determinan por vueltas, no por etapas, el GPS cumple otra función. En esos casos gana protagonismo la telemetría. El GPS deja de lado la información de navegación, pero brinda otros datos que permiten analizar el rendimiento del vehículo y del piloto en cada sector de la pista. “En el auto tenemos una pantalla con toda la información igual a la que tiene el equipo fuera de la pista”, dijo Facundo Rotondo, de la Fórmula Renault 2.0.

Juan Ortega, piloto de Turismo Nacional, indicó que los ingenieros analizan los datos colectados por el GPS, para optimizar el rendimiento. “El sistema mide, vuelta por vuelta, cómo aceleramos, cómo frenamos, y todo lo que hacemos en el auto”, detalló.

Comentarios