Un informe señala que el gasto público nacional crece por debajo de los ingresos

Aseguran que se va en la dirección adecuada y que la clave será consolidar ese camino.

03 Dic 2017

BUENOS AIRES.- El informe semanal que elabora el equipo de economistas del Banco Ciudad de Buenos Aires especificó que el gasto público nacional crece por debajo de los ingresos y que este escenario indica la continuidad de una evolución favorable en la tendencia del déficit primario de la administración central.

“Con el gasto creciendo de manera consistente por debajo de los ingresos, el déficit primario continúa mostrando una evolución favorable”, afirmó el informe del Banco Ciudad.

“El norte es claro y se están dando pasos en la dirección buscada. Será clave consolidar este camino y que el resto de los actores políticos y sociales acompañen la senda trazada”, señaló el escrito. “En los primeros diez meses de 2017, el déficit primario resultó equivalente a un 2,5% del PBI, algo menos de 2/3 de la meta anual del 2017 (4,2%) despejando duda sobre su cumplimiento, e incluso habilitando la posibilidad de que se adelanten pagos correspondientes a 2018, a fin de descomprimir el escenario fiscal del año próximo”, consideró el informe.

Fortalezas y debilidades

Desde el análisis del Banco Ciudad, el Gobierno tiene para mostrar mejoras concretas en materia de contención del gasto y reducción del déficit, mientras avanza en un conjunto amplio de reformas en el frente fiscal con vistas a reforzar el proceso de normalización de las cuentas públicas.

El informe sostuvo que “en 2017 las cuentas públicas se encaminan por primera vez a romper con la dinámica de los últimos siete años, en los que el gasto creció de forma sistemática por arriba de los ingresos”.

Detalló que en lo que va del año, el gasto primario acumula un crecimiento de 24,2%, cerca de 7 puntos inferior al de los recursos fiscales (30,8%). Y si bien estos últimos se vieron favorecidos por los ingresos adicionales que aportó el blanqueo impositivo durante los primeros meses del año, si se excluyen esos recursos extraordinarios la diferencia con el aumento de las erogaciones sigue siendo significativa, de 4 puntos porcentuales. El escrito señaló: “la economía muestra un crecimiento robusto y generalizado. La contracara de esta expansión es un previsible incremento del déficit de la balanza comercial, en parte impulsado por un aumento de las importaciones de bienes de capital (positivo signo de mayores inversiones), pero también de otras compras externas”.

Y agregó: “a esto se suman los egresos por servicios (principalmente viajes) y pagos de intereses de la deuda, en el marco de una corrección gradual del desequilibrio heredado de las cuentas públicas, que requiere de sostenidos niveles de financiamiento externo en el corto plazo”. (Télam)

Comentarios