Nadal, que ya se consagró dos veces en Wimbledon, va por otra conquista

El español quiere seguir haciendo historia en La Catedral del tenis

02 Jul 2017
1

LISTO PARA SALTAR A LA CIMA. Si el español Rafael Nadal consigue adjudicarse el certamen en el All England Club, volverá a ser el N°1 del ranking mundial de la ATP. twitter @RafaelNadal

LONDRES.- La pregunta, después de su espectacular primera mitad de temporada, es más que lícita: ¿Puede Rafael Nadal volver a coronarse en Wimbledon?

El campeón de 15 Grand Slams es el indiscutible “rey” del polvo de ladrillo, pero sus números en césped pueden sorprender a aquellos aficionados que sólo recuerden sus dos títulos en Wimbledon, cuya edición de 2017 larga mañana.

Nadal jugó cinco finales seguidas en All England entre 2006 y 2011 -en 2009 se ausentó por lesión- y cuenta sobre el sagrado césped con un balance total de seis victorias y tres derrotas ante Roger Federer, Andy Murray y Novak Djokovic en ese escenario. Sin embargo, desde 2011 no puede superar los octavos de final.

Para que Nadal pueda sumar una tercera corona en Wimbledon tras las de 2008 y 2010, se tienen que dar varios factores: que sus rodillas le aguanten -la parte del cuerpo que más disgustos le dio-, que supere las dos primeras rondas y que tenga suerte en los cruces. Aunque la segunda condición parezca una obviedad, no lo es tanto. Los dos primeros partidos en el tercer Grand Slam del año son claves para el español. Nadal superó la segunda ronda en siete ocasiones y en cinco de ellas alcanzó la final. Esos dos primeros encuentros resultan vitales porque el ex número uno llegará sin rodaje en césped -no compite en esa superficie desde julio de 2015- y porque en la alfombra verde cualquier rival es complicado. “Si las rodillas me aguantan, es una superficie que me divierte y me gusta, pero es una en la que puede pasar de todo. Si soy capaz de pasar los dos primeros partidos, entonces cambia la historia”, dijo Nadal que, de coronarse en este Gran Slam, volvería a ser número 1 del mundo.

“Mi motivación es siempre alta en todos los torneos que disputo. Si no, no jugaría”, sentenció y fue un poco más allá. “Jugar Wimbledon es muy especial para mí. Uno de los grandes objetivos que siempre he tenido desde que comencé a tener éxito en este deporte es jugar bien este torneo y lo he hecho cinco veces”, agregó.

Nadal se tiene fe. “Sé que es difícil pero estoy emocionado de jugar aquí de nuevo, un torneo que me encanta y en el que disfruto”, concluyó. (DPA-Especial)

En Esta Nota

Rafael Nadal
Comentarios