Atlético, la pesadilla de Almeyda - LA GACETA Tucumán

Atlético, la pesadilla de Almeyda

El técnico sufrió sólo una derrota siendo local en su historial de la B, y fue contra el "Decano".

30 Oct 2013 Por Andrés Burgo
1

INOLVIDABLE. Los jugadores de River no saben qué hacer, mientras Rodríguez corre de fondo con la satisfacción de haberle anotado a River, en el Monumental.

El desafío que Atlético tendrá esta noche, a las 20 en el sur del Gran Buenos Aires, suena a película de Tom Cruise: misión imposible. O, al menos, ése es el grado de dificultad que se desprende de la campaña que Banfield lleva de local en esta temporada: jugó seis partidos, ganó los seis, convirtió 15 goles y, acaso el dato más intimidatorio, no recibió ningún gol.

Semejante demostración de poder en su comarca debe ser la especialidad del técnico del puntero, Matías Almeyda: en los 31 partidos que dirigió de local en la Primera B Nacional (19 en River y 12 Banfield), el técnico suma 23 triunfos, 6 empates y apenas 2 derrotas.

Y si esa estadística incluso se circunscribe a los partidos jugados en su propia cancha (no en estadios alquilados, como cuando Aldosivi le ganó a River en San Lorenzo), se filtra una esperanza para la espinosa aventura que hoy le espera al "decano": la única vez que un equipo de Almeyda en la B Nacional perdió auténticamente como local fue ante Atlético, en aquel 2-0 de noviembre de 2011 en el Monumental de Núñez.

Pero además, si el "decano" se convirtió en un inesperado tropiezo para Almeyda no es solo por aquel partido histórico: Banfield lleva 9 triunfos seguidos en su cancha (tres por el torneo anterior) y para encontrar la última vez en la que no pudo ganar fue, justamente, ante Atlético, un 0-0 en abril de este año, por la fecha 31 de la temporada 2012/13. El "decano" no será una bestia negra para Almeyda, pero sí celeste y blanca.

Una piedra...

Para terminar con esas señales negativas, Almeyda ensayó durante la semana atento a un esquema que finalmente Atlético no utilizará: el entrenador de Banfield supuso que el "decano" atacaría con dos delanteros, sin intuir que, a diferencia del doble comando ofensivo que dispuso contra Huracán, esta vez Ricardo Rodríguez solo dispondrá de Luis Rodríguez. "Solemos mirar cinco minutos un video de los rivales. Seguimos lo que hizo Atlético, pero solo ese lapso de tiempo. La idea es saber del rival pero tampoco estar obsesionados. De Atlético conocemos que tiene dos delanteros muy rápidos, y nos preparamos para eso. Marcar a Rodríguez no será fácil", le reconoció a LG Deportiva el defensor Fabián Noguera, un nombre que tal vez por ahora no diga mucho, pero al que le aguarda futuro de Primera División (o directamente de Europa): debutó la temporada pasada y ya convirtió 7 goles, un prodigio de marca para un central.

"Sabemos cómo es el 'Pulga', un delantero de otra categoría que no tiene que quedar mano a mano con el arquero. Pero también sabemos que el partido se juega en mitad de cancha, y ahí tenemos que cuidar que Carabajal y Barrado no tengan la pelota. Son jugadores de buen pie y, si tienen una diferencia, la aprovechan", advirtió Noguera, responsable junto al arquero Enrique Bologna del arco invicto que Banfield acumula en su cancha durante este torneo.

"Es cierto que tenemos al goleador del campeonato (Andrés Chávez), a otro histórico goleador (Santiago Salcedo) y a un wing que anda fenómeno (Ricardo Noir), pero nuestros delanteros también son importantes porque colaboran en defensa. Si no nos hicieron goles es también por ellos. El equipo empieza a defender ahí", sostiene Noguera, y agrega: "¿Cómo es Atlético? Un equipo que juega bien a la pelota, en eso somos parecidos a ellos, pero esta vez nosotros tenemos que aprovechar que jugamos en nuestra cancha. En esta categoría es clave sumar de local y contra Atlético queremos ganar los tres puntos".

El otro punto en común entre Atlético y Banfield es justamente que el "Pulga", el goleador de la temporada pasada, parece haberle dejado la posta a Chávez, autor de 11 goles, apenas uno menos que los 12 que Atlético convirtió en las 13 fechas que lleva en el torneo.

Otra señal para advertir que a Atlético le espera una misión imposible, salvo porque se trata del mejor verdugo de Matías Almeyda.

Comentarios