Investigan las demoras previas a un femicidio en Las Talitas

La denuncia por amenazas que hizo el domingo 29 María Alejandra Sarmiento llegó el viernes 3 a la fiscalía, día en que fue asesinada, En Tribunales no se recibieron denuncias el lunes y el martes por el feriado.

08 Abr 2020 Por Roberto Delgado
1

HOMICIDA. Luis Martínez esperó agazapado en una esquina a María Sarmiento y la acuchilló.

María Alejandra Sarmiento, de 22 años, fue asesinada el viernes pasado por su ex concubino, Luis Edmundo Martínez (55), pese a que ella lo había denunciado por amenazas en la comisaría de El Colmenar el domingo y en la comisaría de Villa Mariano Moreno el lunes y el martes. Ahora la Justicia y la Policía están tratando de averiguar dónde fallaron los protocolos, puesto que hay un sinfín de oficinas policiales y judiciales y a que hay muchos teléfonos para hacer denuncias al respecto. Nada funcionó: el hombre, que la había llamado varias veces para decirle que la mataría, la sorprendió el viernes a las 9 en una calle del asentamiento donde ella estaba refugiada en Villa Mariano Moreno y le dio tres cuchilladas en el pecho. Dos horas después, comenzaban a tomarse medidas en la Fiscalía de Violencia de Género para protegerla: en ese momento se supo que había sido asesinada.

Los protocolos indican que las denuncias se deben comunicar de inmediato o dentro de las 24 horas a la Justicia. El jefe de la Unidad Regional Norte, comisario Carlos Carrillo, dice que en la comisaría de El Colmenar consta que “el lunes” “se recibió la denuncia y se prosiguió con todo el procedimiento para darle curso a la misma”, aunque no da las razones por las que recién llegó a tribunales el miércoles. “Se cumplieron todas las diligencias debidas”, afirma. Tampoco dice si los policías de El Colmenar informaron telefónicamente a Tribunales.

El fiscal de Violencia de Género, Ignacio López Bustos, se enteró el viernes de la presentación. “De acuerdo a la gravedad de la denuncia se debe informar de inmediato, por ejemplo en caso de lesiones. Si se trata de amenazas, tienen 24 horas para mandarla. La Policía demoró dos días en enviarla. Fue el (domingo) 29 y la manda el (miércoles) 1. Ese día la recibe la Oficina de Detección Temprana y la envió el (viernes) 3 a las 11.39. La joven ya estaba muerta”, describió.

El fiscal informó al Ministerio Público. Este pidió a la oficina de Sumarios, a cargo de Javier López Pedraza, que investigue los pasos del expediente desde el miércoles en la Oficina de Detección Temprana, que es la que recibe todas las causas y las distribuye.

Al mismo tiempo, la pesquisa jurisdiccional para saber el papel que cumplieron policías y empleados de Tribunales está a cargo de la fiscala de Delitos Complejos, Mariana Rivadeneira, mientras que el asesinato está siendo investigado por la fiscala Adriana Giannoni. El homicida está detenido desde el mismo día del crimen.

Según Carrillo, en la Policía se está haciendo un sumario interno para saber qué ocurrió en la comisaría de Villa Mariano Moreno, donde, según denunciaron los familiares de María Alejandra Sarmiento, ella fue a hacer nuevas denuncias el lunes y el martes, puesto que nada se hacía con su presentación del domingo en El Colmenar. En la comisaría de la villa no le quisieron recibir la denuncia, aduciendo que eso le correspondía a El Colmenar.

En las diferentes oficinas instaladas para la prevención de violencia de género no hay explicaciones. “Se ve caso por caso y lo evalúa el personal que recepciona la denuncia, según la gravedad, y se pide instrucción a la fiscalía de turno”, dijo la responsable de la Oficina de la Mujer en la Policía, Patricia Santucho, quien recordó que el lunes y el martes fue feriado y en Tribunales no se recibieron causas. “Recién el miércoles ingresaron todas las causas de ese fin de semana”.

El fiscal López Bustos agregó, por su parte, que no se estaban recibiendo denuncias en cuarentena por fiscalía. El viernes, día del asesinato, habían habilitado líneas de Whatsapp para que se recibieran denuncias, luego del recorrido que hizo el fiscal el jueves por todas las comisarías capitalinas, donde se constató que habían caído un 80% las denuncias por violencia de género. López Bustos dijo que el promedio de 15 por semana había caído a 3 por semana y que se temía que las víctimas no podían hacer las denuncias por estar aisladas con los victimarios.

Mientras se hacía esta reunión en Tribunales, en Villa Mariano Moreno ocurría la tragedia.

Comentarios