Tafí Viejo no habilita el jardín construido con fondos de “la valija de Antonini Wilson”

Una asociación civil dice que les ponen trabas políticas y la Municipalidad resalta que la carpeta presentada tiene fotocopias y ningún papel en original.

10 Sep 2019

Las paredes brillan con un verde musgo. Los pupitres nuevos relucen con la luz natural que se filtra por la ventana. La cocina está impecable porque todavía no se utilizó. En el pasillo hay mobiliarios para juegos infantiles que ningún chico usó hasta ahora. Todo está listo, pero sigue sin estrenarse. Hay más de 200 niños inscriptos para el espacio bautizado “Estrellita para la Nueva Esperanza”. Sin embargo, la Municipalidad de Tafí Viejo todavía no lo habilitó para su uso. Esa decisión generó la reacción de los representantes de la asociación civil, que acusaron al intendente Javier Noguera, de poner trabas políticas para impedir que se habilite el establecimiento.

Se trata de obra realizada con “los fondos de la corrupción”. El dinero para la construcción fue cedido por la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE) con “los dólares que se hallaron en la valija de Guido Antonini Wilson”. El organismo nacional firmó un acuerdo de cesión de uso precario con la Asociación Civil "Mica para los Niños", a cargo de Mercedes del Valle Medina, para la construcción de un Espacio de Primera Infancia en territorio taficeño.

El 4 de agosto de 2007, el venezolano Guido Antonini Wilson aterrizó en Aeroparque con más de  700.000 dólares no declarados. En aquel momento, el dinero fue hallado por agentes de la Aduana y luego fue incautado para la construcción de jardines. Uno de esos jardines se construyó en Tafí Viejo. Sofía Al Ibrahim, coordinadora de administración de la asociación civil, acusó al intendente Noguera de frenar la habilitación del jardín para sacar rédito político. “Este señor Noguera no quiere habilitarlo, porque dice que es un momento electoral clave y que no puede hacerlo porque va a quedar mal con su jefe político”, afirmó.

La mujer detalló que la obra está terminada hace cuatro meses. Dijo que el personal (22 empleados) ya están contratados y las salas están equipadas para los chicos de distintas edades. “Desde el 12 de junio que estamos peregrinando por la Municipalidad para que nos habiliten, pero dieron vueltas la carpeta y hoy, el fiscal Municipal Víctor Schedan, nos dice que cambiaron las reglas y que no se puede habilitar”, remarcó la mujer.

“Hay 205 chicos anotados, que son de los sectores más vulnerables y no puedan usar el jardín de infantes; además estamos regalando la leche, que teníamos para la inauguración porque está próxima a vencer y no vamos a tirarla –resaltó-;  nos dijeron que es un año electoral y ahora nos cambiaron las normativas legales”, insistió.

El fiscal Municipal, por su parte, admitió que hoy recibió a los representantes de la Asociación Civil y que les explicó que no tiene la carpeta completa para su habilitación. “Por ejemplo, han presentado toda la documentación en fotocopia y nada en original”, dijo el funcionario.

Schedan insistió en que hay auditar la obra realizada para verificar que todo esté en orden. “No tienen el informe de final de obra, que dice que la obra construida se ajusta a las normativas”, afirmó.

El fiscal resaltó que nunca terminaron el procedimiento que marca el Código de Edificación. “Si van a habitarla los niños, la construcción debería estar auditada”, señaló. Consultado sobre la denuncia de la asociación civil respecto de que no se habilita porque hay un interés político, Shedan dijo que no es real. “De ninguna manera. Aquí es responsabilidad del municipio, la seguridad de las construcciones y hasta tanto no esté verificado y que la construcción no sea segura, no se puede dar la habilitación”, precisó.

La obra tuvo una inversión de 400.000 dólares.

Sofía Al Ibrahim, por su parte, remarcó que el intendente pone trabas políticas para no quedar mal por “la valija de Antonini Wilson”. “Aquí lo curioso es que cumplimos con los papeles que pedían y ahora repentinamente las normas cambiaron y no podemos recibirlos a los chicos”, denunció.

El otro jardín se construyó en la ciudad de Oberá, Misiones. Esa obra fue inaugurada el 3 de octubre de 2018. Al acto oficial asistió Mauricio Macri.

Comentarios