La frase más recordada de Rivoira: "El único ídolo es la camiseta de Atlético"

El DT marcó un antes y un después en la historia del "decano".

14 Ago 2019
2

Rivoira fue reconocido en 2014 durante el cumpleaños de Atlético. LA GACETA/FOTO DE INÉS QUINTEROS ORIO (ARCHIVO)

El fallecimiento de Héctor Rivoira fue un doloroso golpe para los fanáticos del fútbol, y sobre todo de Atlético, donde dejó una importante marca. No sólo fue el ascenso a Primera División después de 25 años. Hubo otras frases que los hinchas "decanos" recordarán para siempre. Una de ellas fue la que dijo en 2014, en su segunda etapa como DT de los de 25 de Mayo y Chile.

"Hoy notamos algo importante: que la gente se siente identificada con este equipo, y esto no se regala. ¡El único ídolo que tiene este equipo es la camiseta de Atlético Tucumán!, ¿estamos?", decía el "Chulo" en 2014, cuando Atlético estaba en la Primera B Nacional.

Con un tono voz creciente, Rivoira alentaba a sus dirigidos a dejar todo en la cancha. "Corren todos, meten todos, y juegan todos hasta el final. ¡Ese es el equipo verdaderamente¡ ¡No de boludos; de inteligentes!", decía sobre el final del audio que se viralizó en las redes sociales.

Luego sus dirigidos salían al campo de juego y superaban a Temperley por 3 a 1, de local, lo que le permitía subirse a lo más alto de su grupo en aquel recordado campeonato de 10 ascensos que Atlético no pudo aprovechar.

Las palabras de Rivoira terminaron convirtiéndose en una de las banderas que suelen verse en el Monumental "José Fierro". El trapo es un símbolo de que ningún jugador está por encima de los colores. 

El regreso

El 2017 volvió a Tucumán, esta vez como entrenador de Crucero del Norte, que se medía ante San Martín en La Ciudadela. El "decano" tenía un presente brillante, y el "Chulo" aseguraba ser parte. “Humildemente me siento parte de un proceso deportivo que se inició en la década pasada y hoy hace tan feliz a la familia de Atlético", le decía a LA GACETA.

Rivoira imploraba que "el fútbol tucumano se merece estar viviendo esta clase de acontecimientos porque demostró que cuenta con la estructura y la capacidad humana para estar entre los mejores del país. Dios quiera que esto se prolongue en el tiempo”.

“Pisar este bendito suelo es recordar cada instante de lo que considero fueron momentos inolvidables de mi carrera deportiva. Más allá de la consagración futbolística, siempre voy a agradecer las muestras de cariño que la gente brindó y me brinda cada vez que regresó a Tucumán”, agregó.

Comentarios