Boca todavía no tiene revancha - LA GACETA Tucumán

Boca todavía no tiene revancha

Tras la final perdida ante River, reapareció en la Copa Libertadores con un 0-0 ante Jorge Wilstermann.

06 Mar 2019
1

MOVEDIZO. Reynoso, que en la foto se escapa de Saucedo, se movió con soltura. prensa cabj

COCHABAMBA.- Casi 90 días habían pasado del último partido de Boca en la Copa Libertadores. Aquella dolorosísima derrota ante River en Madrid, por la final de la accidentada edición 2018, intentó ser dejada atrás en el partido de anoche ante Wilstermann, en Bolivia por Gustavo Alfaro y compañía, pero no lo lograron. Fue un aburrido 0-0 como el debut de todos los equipos argentinos en la competición (ver destacado aparte “Pocas emociones”).

Está claro que un triunfo en fase de grupos no cambiará la historia pasada pero al menos hubiese aliviado algo de dolor de la espina que todavía sigue en los cuerpos “xeneizes” y, además, habría significado un prometedor inicio de lo que todos sugieren como “la revancha” para Boca.

A 2.600 metros sobre el nivel del mar, más precisamente en el estadio Félix Capriles, Boca casi que no tuvo chance alguna para algo tan simple para un equipo grande: hacer un gol. En el primer tiempo, un claro penal obviado por el chileno Julio Bascuñán fue lo más peligroso que generó el visitante durante ese primer tiempo.

El local, gracias a una buena tarea de Cristian Chávez (justamente ex Boca), dominó las acciones pero sin hacer tantísimo más. Un cabezazo de Alex Silva despejado en la línea por Julio Buffarini o un tiro del “Pochi” desde afuera, pudieron haber abierto el marcador pero no pudo ser para ellos.

Sobre el final, Nahitán Nández tuvo una chance de oro: sin arquero, remató desviado tras un desborde de Emanuel Reynoso. Tampoco fue. La revancha para Boca, deberá esperar (Especial)

Comentarios