Moreira se mostró feliz por haber acordado su regreso al “Santo”

El defensor de 21 años jugó 41 partidos en San Martín, durante la temporada 2016/2017.

06 Jun 2018
1

ALEGRÍA. Rodrigo Moreira, su esposa Magalí y su hija Franchesca, de vacaciones.

San Martín ya tiene el primer refuerzo pensando en la Superliga. Cuando al final de la temporada 2016/17 tuvo que dejar San Martín para volver a Independiente, club que era el dueño de su pase, Rodrigo Moreira se fue alimentando la ilusión de regresar algún día a La Ciudadela.

El defensor era optimista en poder cumplir ese objetivo, pero nunca se imaginó que se concretaría un año después y que se convertiría en el primer refuerzo de los “albirrojos” para la próxima temporada en la máxima categoría.

“Estoy muy feliz por haber concretado un deseo como este. Es algo que anhelaba y más aún luego del ascenso que el equipo consiguió el domingo pasado. Este es un logro que el club se merecía por todo lo que significa en el interior del país”, señaló el zaguero de 21 años, que está pasando unos días de vacaciones junto a su familia en la localidad de Villa Constitución (Santa Fe), ciudad de la que es oriundo.

Moreira sabe que dejó una muy buena imagen en su primer ciclo en la entidad de La Ciudadela y la vara quedó demasiado alta. “Eso es algo que tengo bien en claro. Me estoy preparando para potenciar mi rendimiento y demostrarle a quienes volvieron a confiar en mí que no se equivocaron en tomar esta decisión. Para mí es uno de los mayores desafíos de mi carrera”, señaló quien en el torneo 2016/17 de la B Nacional jugó 41 partidos, en los que completó 3.689 minutos. Lo que le dio mayor relevancia a su rendimiento fueron los ocho tantos que convirtió, una cifra llamativa para un primer marcador central.

Un hincha más

El defensor, que tuvo un paso por el seleccionado argentino juvenil, reconoció que desde hace un tiempo venía manteniendo charlas con los directivos de San Martín. “Por eso, al ascenso lo viví como un hincha más. San Martín le demostró al país que es grande en convocatoria y en lo futbolístico. Dios quiera que pueda aportar lo mío para que nos podamos quedarnos por mucho tiempo en la máxima categoría”, aseveró.

El 30 de junio finaliza el contrato que lo liga con Independiente y quedará libre. “Estoy muy agradecido con todo lo que hizo Independiente en mi formación, tanto futbolística como humana. Pero llegó el momento de volver a La Ciudadela. Hay muchas cosas que me unen a Tucumán. Mi hija Franchesca nació allí y a mi esposa Magalí le encantó la idea de volver a instalarnos en esa ciudad que nos dio tanto”, resaltó Moreira, que ya comenzó a probarse nuevamente la camiseta “albirroja”.

Comentarios