El dolor de existir no se suprime con fármacos, sino indagando en la historia personal

La psicoanalista Myriam Soae dará un curso sobre melancolía, el viernes y el sábado. También se presentará un libro sobre la feminidad

13 Nov 2017
2

learning-mind.com

El dolor de existir no se suprime con fármacos sino indagando en la historia personal
"La melancolía es una noción muy abarcativa que condensa la historia de las afecciones humanas desde los griegos hasta nuestros días. Podemos decir que un estado melancólico es una tristeza profunda, un dolor de existir, una parálisis del deseo, que puede sobrevenir ante una pérdida o no tener una causa específica", resumió la psicoanalista Myriam Soae, que dará un curso el viernes y el sábado en esta ciudad.
Figuras de la Melancolía se titula el seminario que se iniciará el viernes a las 17.30 en la Fundación de Estudios Avanzados de Tucumán, Salta 597. Continuará el sábado a las 10.30 y estará destinado a todo público. 
El mismo viernes a las 20.30, en la mencionada Fundación, se presenterá el libro Encanto de Erizo, Feminidad en la hystoria, de Graciela Musachi. Los comentarios estarán a cargo de Myriam Soae, Diego Perez Collado y Ofelia Wyngaard.
Para informes dirigirse a facebook.com/fundaciondeestudiosavanzados o al teléfono 381 5304234.
Soae explicó que la ciencia intenta borrar la semántica de la palabra melancolía bajo los términos "depresión" o "bipolaridad", pero el término no se deja reabsorber por las nuevas clasificaciones sino que insiste en retornar, en la literatura, en el arte, en la filosofía. "Considero que indagar su lugar en esos otros campos, permite despojarla de la connotación patológica que empuja a borrarla, anulando también la sensibilidad subjetiva que conlleva -afirmó-. Por el contrario, interesarnos por su historia, abre la posibilidad de entender de qué modo, en diferentes épocas, el sujeto experimentó un estado tan humano como la tristeza en sus diferentes dimensiones. A la vez es una noción que encierra la historia de la locura en occidente y sus diversos tratamientos. El psicoanálisis heredó las preguntas sobre la melancolía y la indaga desde sus inicios. También me parece fundamental seguir esas derivas dentro de ese campo".
- ¿Qué implica hablar de melancolía hoy?
- Implica devolverle la dignidad a esa palabra, que algunos estudiosos la describen como un cristal con sus múltiples facetas. Es sacarla del terreno de lo mórbido a suprimir. La depresión es la epidemia del siglo XXI, o sea que el ser humano padece del dolor de existir, de las pérdidas, del sinsentido ante la anulación del deseo. La terapéutica actual, en consonancia con los valores sociales que rigen hoy en día, especialmente el ideal del hombre productivo, la suprime con el fármaco. Esa vía, única en ciertos países desarrollados, implica dejar de lado la historia de aquel que consulta, la coyuntura ante la cual emerge su padecimiento y el valor del modo de expresarlo a través de sus palabras. Por el contrario, el psicoanálisis aloja ese sufrimiento, no sólo para extraer un saber sobre el mismo sino, y por sobre todo, para ayudarlo a encontrar una solución singular. 

"La melancolía es una noción muy abarcativa que condensa la historia de las afecciones humanas desde los griegos hasta nuestros días. Podemos decir que un estado melancólico es una tristeza profunda, un dolor de existir, una parálisis del deseo, que puede sobrevenir ante una pérdida o no tener una causa específica", resumió la psicoanalista Myriam Soae, que dará un curso el viernes y el sábado en esta ciudad.

Figuras de la Melancolía se titula el seminario que se iniciará el viernes a las 17.30 en la Fundación de Estudios Avanzados de Tucumán, Salta 597. Continuará el sábado a las 10.30 y estará destinado a todo público. 

El mismo viernes a las 20.30, en la mencionada Fundación, se presenterá el libro Encanto de Erizo, Feminidad en la hystoria, de Graciela Musachi. Los comentarios estarán a cargo de Soae, Diego Perez Collado y Ofelia Wyngaard. Por informes dirigirse a facebook.com/fundaciondeestudiosavanzados o al teléfono 381 5304234.

Depresión, bipolaridad, palabras alternativas

Soae explicó que la ciencia intenta borrar la semántica de la palabra melancolía bajo los términos "depresión" o "bipolaridad", pero el término no se deja reabsorber por las nuevas clasificaciones sino que insiste en retornar, en la literatura, en el arte, en la filosofía.

"Considero que indagar su lugar en esos otros campos, permite despojarla de la connotación patológica que empuja a borrarla, anulando también la sensibilidad subjetiva que conlleva -afirmó-. Por el contrario, interesarnos por su historia, abre la posibilidad de entender de qué modo, en diferentes épocas, el sujeto experimentó un estado tan humano como la tristeza en sus diferentes dimensiones. A la vez es una noción que encierra la historia de la locura en occidente y sus diversos tratamientos. El psicoanálisis heredó las preguntas sobre la melancolía y la indaga desde sus inicios. También me parece fundamental seguir esas derivas dentro de ese campo".

- ¿Qué implica hablar de melancolía hoy?

- Implica devolverle la dignidad a esa palabra, que algunos estudiosos la describen como un cristal con sus múltiples facetas. Es sacarla del terreno de lo mórbido a suprimir. La depresión es la epidemia del siglo XXI, o sea que el ser humano padece del dolor de existir, de las pérdidas, del sinsentido ante la anulación del deseo. La terapéutica actual, en consonancia con los valores sociales que rigen hoy en día, especialmente el ideal del hombre productivo, la suprime con el fármaco. Esa vía, única en ciertos países desarrollados, implica dejar de lado la historia de aquel que consulta, la coyuntura ante la cual emerge su padecimiento y el valor del modo de expresarlo a través de sus palabras. Por el contrario, el psicoanálisis aloja ese sufrimiento, no sólo para extraer un saber sobre el mismo sino, y por sobre todo, para ayudarlo a encontrar una solución singular. 

PERFIL

Myriam Soae es psicoanalista, Miembro de la Fundación René Descartes de Buenos Aires donde participa regularmente de las actividades de enseñanza, investigación y clínica del psicoanálisis. Es también miembro de la Escuela de la Orientación Lacaniana y de la Asociación Mundial de Psicoanálisis. 

Comentarios