¿Qué le pasa a una persona que deja de consumir azúcar durante dos meses?

Una periodista de la BBC se sometió a este llamativo experimento y publicó los resultados en una nota.

07 Nov 2017
1

REVELACIÓN. Al final del experimento, Radhika Sanghan concurrió al médico para escuchar su opinión.

En medio de la polémica que toca de cerca a Tucumán, sobre el incremento de impuestos para las bebidas azucaradas por ser consideradas nocivas para la salud, la cadena inglesa BBC publicó una investigación que realizó una periodista que estuvo dos meses completos sin consumir el endulzante natural.

"La sacarosa está relacionada con la obesidad, tener sobrepeso e incrementar las posibilidades de padecer diabetes del tipo 2. Llevada por estas terribles cifras, Radhika Sanghan, de BBC Three, quiso ponerse a prueba y hacer su vida más saludable. O eso creía ella. Y así lo vivió", señala la instrucción del informe relatado en primera persona.

Estos fueron los reportes que fue dando Sanghan a lo largo de 60 días:

Llevo un mes sin consumir azúcar y me siento fatal. He pasado de ser la persona que toma al menos un postre al día a ser una completa y absolutamente libre de azúcar ¿Es el azúcar de las frutas igual de dañino que el de los caramelos? Lo único que quiero gritar es "¡Chocolate!".

Cañeros de Tucumán: "rechazamos que se rotule al azúcar como sustancia nociva"

Lo cierto es que siempre he comido relativamente bien. Mis ingestas consisten en carbohidratos, proteínas, grasas buenas (palta y frutos secos) y mucha fruta y verdura. Hago ejercicio y siempre he estado en un peso adecuado así que nunca sentí la necesidad de hacer dieta. Hasta ahora.

Las noticias constantes de lo malo que es el azúcar pudieron conmigo. Hay estadísticas que dicen que su consumo está en su nivel más alto de la historia.

Creo que soy una persona que, como la media, consume al menos 15 cucharaditas de azúcar al día. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda comer solo 6. Para que se den cuenta del problema, una sola lata de gaseosa contiene hasta 9 cucharadas de azúcar.

Ocho respuestas para entender el impacto que tendrán en Tucumán las medidas nacionales que afectan el azúcar

Con estos datos en la cabeza y el miedo a acabar con mi propia salud me decido a ir a internet.

Allí, desde famosas, a expertos y nutricionistas hablan de la necesidad de dejar de tomar azúcar. Las bondades de erradicar este ingrediente las predican desde estrellas de Hollywood como Gwyneth Paltrow, a escritoras como Sarah Wilson o gente corriente en sus cuentas de Instagram.

El mensaje es claro: no reduzcas el azúcar, elimínalo por completo. Así que me decido a llevar a cabo este reto.

Evolución

Los primeros 15 días tengo cambios de humor peores que los de un adolescente. Dolores de cabeza interminables como si se tratase de una resaca descomunal. Lloro cada día después de que los nutrientes del almuerzo han abandonado mi cuerpo. Le grito a la gente.

Solo hay una cosa que me calma. El dulce sabor de un plátano, pero solo saber que Gwyneth nunca se permitiría el más mínimo contacto con la fructosa me llena de culpa.

Reforma tributaria: cómo puede repercutir en Tucumán la suba de impuestos a las bebidas alcohólicas

Después de tres semanas los dolores de cabeza desaparecen. Vuelvo a sentirme medianamente normal y cuando alguien me ofrece un trozo de pastel o algún otro dulce no me molesta decir que no.

Me pregunto: "¿Lo he superado?".

No, a las 11 de la noche me encuentro desesperada buscando unos huevitos de pascua que sé que están en algún lado del armario de la cocina.

Antes la comida no me preocupaba pero ahora la compra semanal me lleva el doble del tiempo por considerar lo que puedo o no puedo comer. No disfruto de los cumpleaños y me quedo dándole sorbos a un vaso de agua mientras los demás toman vino.

Reducir el azúcar ayuda al cuidado de tus dientes y a bajar de peso pero eliminarlo por completo no es recomendable.

El consejo médico

Dos meses en esta dinámica, y mis compañeros y amigos coinciden en una cosa: mi obsesión había llegado demasiado lejos.

Decido acudir a un experto. El doctor Hisham Ziauddeen, investigador de la Universidad de Cambridge, no entiende los motivos que me llevaron a realizar este experimento.

Una pregunta me hace caer en la cuenta del mi error de base: "¿Quién dice que tienes que dejar el azúcar por completo?".

Es ahí donde me doy cuenta de que no hay ningún estudio científico que haga tal recomendación. Fueron los consejos de famosas y gente en internet quien me llevó a hacerlo.

El doctor me explica que muchas de estas pseudonutricionistas no lo son.

Ziauddeen reconoce las bondades de reducir la ingesta de azúcar en cuanto a salud dental y pérdida de peso pero su conclusión es clara.

"Dejarlo por completo parece más un culto".

Todo este movimiento de "comer limpio" no solo incluye el azúcar. A veces también elimina por completo grupos alimentarios: lactosa, cereales, carne, etc...

El experto recuerda que dejarlo sin motivo aparente (alergias, por ejemplo) puede ser más perjudicial que beneficioso.

A día de hoy estoy siguiendo el consejo del doctor Ziauddeen que es, ni más ni menos, el mismo que el de mi profesora de 6º grado: comer una dieta equilibrada.


En Esta Nota

Industria azucarera
Comentarios