El presidente catalán da por ganado el referéndum y abre el camino a la declaración de independencia

Carles Puigdemont dijo que Catalunya se ha ganado el derecho a ser un Estado y pidió la mediación de Europa.

01 Oct 2017
1

FOTO TOMADA DE CLARIN.COM

BARCELONA, España.- El jefe del Gobierno catalán, Carles Puigdemont, abrió hoy las puertas a que la región declare la independencia de forma unilateral los próximos días tras el polémico referéndum soberanista que este domingo acabó con cientos de heridos en enfrentamientos con la Policía española. 

"Con esta jornada de esperanza y también de sufrimiento, los ciudadanos de Cataluña nos hemos ganado el derecho a tener un Estado independiente que se constituya en forma de república", dijo el líder separatista en una declaración institucional al cierre de una de las jornadas más turbulentas en la historia reciente de España. 

En consecuencia, añadió, el "Govern" catalán trasladará los próximos días al Parlamento regional los resultados de la votación celebrada hoy "para que actúe de acuerdo con aquello previsto en la Ley de Referéndum". 

La frase cuenta con una victoria del "sí" a la ruptura con España en el referéndum -un resultado que se da por hecho, porque los partidarios del "no" consideraban ilegal la consulta y ni siquiera hicieron campaña- y abre las puertas a una declaración de independencia, prevista en la ley que regula el referéndum para un plazo de 48 horas después de que se conozcan los resultados. 

Unos 5,34 millones de catalanes estaban llamados a responder hoy a la pregunta: "¿Quiere usted que Cataluña sea un Estado independiente en forma de república?". La consulta, suspendida por el Tribunal Constitucional español tras su convocatoria el 6 de septiembre, sufrió diversos golpes policiales y judiciales a su logística que dificultaron su celebración. 

Incidentes

En medio de ese clima de incertidumbre, la votación comenzó hoy con incidentes cuando la Policía acudió a bloquear colegios y confiscar urnas en cumplimiento de una orden judicial y se enfrentó con los ciudadanos que querían votar. Los choques a lo largo del día dejaron más de 800 heridos, según el Gobierno catalán. 

"El Estado español ha escrito hoy una página vergonzosa en su historia de relación con Catalunya. Tristemente no es la primera; demasiadas veces la represión y la violencia han sido la respuesta del Estado a las aspiraciones catalanas", lamentó hoy Puigdemont en su declaración. 

"Hoy, a pesar de que estamos en la Unión Europea, a pesar de que estamos en pleno siglo XXI, el de la libertad de información y el de la globalización, la respuesta del Estado ha vuelto a ser la de siempre: violencia y represión. ¿Hasta cuándo? Hoy hemos dicho que esto ya se ha acabado", añadió. 

Civismo y paz

El jefe del Ejecutivo catalán instó a seguir la senda hacia la independencia "con civismo y paz" y "abiertos a las propuestas de diálogo que sirvan para respetar la voluntad de los catalanes y a las ofertas de mediación que lleguen". 

"En este camino debo hacer una apelación directa a Europa. Los catalanes nos hemos ganado el derecho a ser respetados en Europa. La Unión Europea ya no puede continuar mirando hacia otro lado", reclamó. 

"Conviene que la Unión Europea refuerce los valores fundacionales cuando éstos están en peligro por los abusos de un Estado que se comporta de manera autoritaria, hace falta que actúe con rapidez para mantener la autoridad moral dentro y fuera del continente", señaló Puigdemont. 

La posible declaración unilateral de independencia por parte de Cataluña abriría un escenario inédito en España y un foco de inestabilidad con consecuencias imprevisibles en Europa, si bien la mayoría de analistas creen que la independencia de la región no contaría con ningún reconocimiento internacional. (DPA)

En Esta Nota

España Cataluña
Comentarios