En San Martín valoran lo conseguido

Cagna y Prediger están conformes con el punto que el “Santo” sumó el viernes en Mendoza.

24 Sep 2017 Por Miguel Eduardo Décima
1

CONFORME. Cagna volvió a Tucumán con la tranquilidad de que su equipo está sólido y que, de a poco, va sumando rodaje. foto de marcelo ruiz (especial para la gaceta)

El empate de San Martín del viernes a la noche dejó diversas sensaciones en los protagonistas.

Diego Cagna sabe que su equipo no jugó al nivel esperado, pero que el punto sirve porque se lo consiguió en un reducto complicado. “Uno siempre aspira a jugar bien, pero hay ocasiones en que el rival no te deja. Está bien el empate”, señaló.

A la hora de analizar la cierta superioridad que la “Lepra” evidenció en la primera parte, Cagna señaló: “aunque muchos piensen que ellos nos superaron en el juego, se dio que ganaron las segundas opciones. Salvo dos opciones que ellos tuvieron en esa parte del partido, considero que no nos crearon más situaciones de gol”, dijo.

Cagna reconoce que, aunque San Martín fue a Mendoza a traerse los tres puntos, para nada le desagrada el que logró. “Algunas veces uno planifica cosas que por el desarrollo del encuentro no pueden llevarse a cabo. Esto hace que se termine valorando la igualdad”, dijo el DT, que también resaltó que los cambios de Rolando Serrano, Franco Costa y Gonzalo Rodríguez fueron por molestia física. “Lo bueno fue que los que ingresaron lo hicieron bien”.

El entrenador reconoce que todavía hay muchas cosas para corregir. “Lo importante es que mientras ello ocurra podamos ir sumando los puntos que pueden terminar siendo determinantes a la hora de la definición del torneo”, concluyó.

En el debut frente a Ferro, Sebastián Prediger mostró la capacidad indiscutida para transformarse en uno de los referentes del equipo por el juego y el equilibrio que le da al mediocampo de San Martín. Y el viernes a la noche, el entrerriano dejó de lado el frac y se puso el overol para, con una enorme personalidad, luchar algunas veces en inferioridad numérica para equilibrar esa zona neurálgica de la cancha. “Fue un partido muy duro. Sumando minutos de juego voy conociendo la categoría y me di cuenta que acá se mete mucho y nadie regala nada”, aseguró.

Con mucha autocrítica, el volante consideró: “fue un partido que tranquilamente pudimos haberlo ganado, pero también pudimos haberlo perdido. Fue un tiempo para cada uno. Lo bueno es que el equipo mostró personalidad para capear el temporal de los primeros minutos. También es algo para rescatar que el equipo nunca perdió la brújula y supo aguantar en los momentos que el trámite no era favorable. Acá no serán muchos los que sacarán un resultado positivo”, agregó.

Por último, el ex Colón señaló: “ellos sabían muy bien nuestro juego, por eso desde el comienzo salieron a apretarnos arriba. Por eso, no nos quedaba otra opción que ir a buscar las segundas pelotas. Nosotros apostamos por lo mismo y las pocas situaciones que hubo para marcar estuvieron repartidas. Por eso, no me quedan dudas que el empate es el resultado que más se adecua a lo observado en los 90 minutos”, sentenció el capitán “santo”.

Comentarios