Gremios estatales: "no queremos un regalo de fin año, sino una recomposición salarial"

En ATE y UPCN ratificaron el pedido de reapertura de la negociación salarial. Aún esperan el llamado del Gobierno provincial para negociar.

02 Nov 2016
1

PLANTEO SALARIAL. Reclamo de los gremios de trabajadores estatales de la provincia. ARCHIVO.

El Gobierno nacional ofreció a los gremios de empleados estatales nacionales el pago de un bono especial para fin de año, partiendo de la base de $ 2.000, de acuerdo a lo acordado en la primera reunión de la Mesa de Diálogo por el Trabajo y la Producción.

En Tucumán, sin embargo, los sindicatos del personal de la administración pública esperan aún la convocatoria por parte de la Casa de Gobierno para abrir una negociación por una mejora en los sueldos, ante la inflación.

“Reclamamos la reapertura de la mesa salarial. No queremos un bono que se haga efectivo por única vez, sino una recomposición salarial por la pérdida del poder adquisitivo, a raíz de una inflación de más del 40% hasta fin de año y otros índices económicos que realmente preocupan”, dijo Marcelo Sánchez, titular de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE Tucumán).

El Frente de Gremios Estatales y Municipales había pedido al Gobierno semanas atrás un bono de $ 5.000, y que se haga efectivo en diciembre. Los referentes sindicales enviaron una nota al gobernador Juan Manzur pidiendo la reapertura de la negociación, incluyendo una serie de demandas laborales.

Sánchez ratificó la posición que el pago sea antes de fin de año, aunque remarcó ahora que el monto debe cubrir la pérdida salarial producto de la suba de los precios y los aumentos de los servicios públicos locales. “No queremos un regalo de fin de año, sino que el salario se equipare con la inflación. No pedimos una concesión. El Gobierno tiene que reconocer la caída de los sueldos hasta fin de año”, enfatizó el gremialista.

Por su parte, Lucinda Espeche, titular de la Unión Personal Civil de la Nación (UPCN), afirmó que se debe alcanzar un buen salario y no discutir sobre un bono que “se gasta en un segundo” por el actual escenario económico.

A pesar de esa posición, Espeche remarcó que, en caso de consensuar el pago de un plus por única vez, no debe ser menor de $ 4.000, monto abonado en anteriores ocasiones.

“La intención es conversar, saber qué decidió el Gobierno (si pagará o no el bono) y cuánto sería el monto. Los términos lo definiríamos luego”, remarcó el sindicalista, quien no descartó que el pago pueda ser en dos partes, hasta febrero.

Comentarios