Un funcionario criticó la decisión oficial

02 Diciembre 2008
El secretario de Gobierno de la Municipalidad, Walter Berarducci, aseguró que los 25 colectivos de Inverbus UTE están en condiciones de salir a circular. Sin embargo, el director de Transporte, Julio Rocha, opinó lo contrario y dijo que los empresarios no presentaron toda la documentación.
"Hasta el momento no trajeron ni los coches para que les realicemos la inspección técnica. Incluso, las unidades están radicadas en Santa Fe, cuando la ordenanza establece que deben hacerlo en esta provincia", criticó Rocha. Incluso, el director afirmó que tomó conocimiento de la decisión del intendente durante la mañana de ayer. Y objetó que, cerca de las 19, haya ingresado una nota de los empresarios de Inverbus con los datos de las unidades que afectarán al recorrido de la línea 10. "Yo no puedo aprobar eso", protestó. Cabe recordar que Rocha es empleado de Illages, que junto a otras tres empresas conforma la UTE Cerro Pozo.
Por su parte, el titular de la cartera de Gobierno del municipio defendió el procedimiento. "Hubo un dictamen de Fiscalía Municipal en el que aconseja que se le revoque el permiso precario a la anterior prestataria. Luego, hubo un ofrecimiento de esta empresa y se le dio un permiso precario y provisorio similar al que ostentaba Cerro Pozo. Todos fueron notificados debidamente", sostuvo Berarducci.
Según dijo, no es necesaria una inspección técnica porque se trata de unidades cero kilómetro y los seguros obligatorios fueron acompañados en la propuesta. "No hay nada llamativo: son empresas locales asociadas con firmas que prestan servicios en otra provincia", opinó.

Comentarios