Aetat y UTA dicen que nada es claro

02 Diciembre 2008
"Realmente estamos sorprendidos. Consideramos que la medida no es justa. Nos llama la atención que la decisión ni siquiera se haya dado a conocer a través de los medios", planteó el presidente de la Asociación de Empresarios del Transporte Automotor de Tucumán (Aetat), Cristóbal Cazorla.
El dirigente defendió el accionar de los directivos de Cerro Pozo UTE y lamentó que miles de usuarios hayan sido los principales perjudicados. "Las empresas sólo acataron el decreto municipal que les quitó la concesion. Si bien la intendencia tiene facultades para tomar este tipo de medidas, no la compartimos. Creo que no está todo muy claro", sostuvo.
En tanto, el secretario gremial de la Unión Tranviarios Automotor (UTA), Ricardo Cáceres, criticó la falta de transparencia con la que actuó la Municipalidad. "Fuimos informados hoy (por ayer); no sabemos quién pagará el medio aguinaldo de los trabajadores y los sueldos caídos. Esto fue manejado entre gallos y medianoche. Cómo puede ser que haya comunicado de este traspaso el viernes y que nosotros no hayamos sido notificados", se quejó. Luego, cargó en contra de la Municipalidad. "Por qué voltearon la licitación (de las líneas 10 y 12). Nadie sabe. Esto es muy colorado y deja muchos caminos oscuros. Estamos en medio de una nebulosa", bramó.
Cáceres adelantó que la empresa que se hará cargo del servicio debe concurrir y firmar un acta en la Secretaría de Trabajo. Cuando ello ocurra, los empleados volverán a trabajar. "No estamos de paro, no sabemos a dónde tenemos que ir a trabajar", dijo el gremialista.

Comentarios