Murió la hija de "Pampita" y de Benjamín Vicuña

Ayer había sufrido un derrame cerebral, por lo que debió ser operada. Pasó una agónica noche, y este mediodía tuvo un paro cardíaco. Tenía seis años. Repercusiones en Twitter.

08 Sep 2012
BUENOS AIRES/SANTIAGO DE CHILE, Chile.- Blanca, la hija mayor de la modelo Carolina "Pampita" Ardohain y Benjamín Vicuña, falleció cerca de las 13 en la Clínica Las Condes, de Santiago de Chile. La chiquita, de seis años estaba internada en grave estado, desde hace una semana, en coma inducido. Según se supo en las últimas horas, había contraído una bacteria durante un viaje de vacaciones en la Rivera Maya, en México.

La pequeña pasó una agónica noche, luego de una hemorragia cerebral que se le presentó ayer, alrededor de las 19 horas del viernes. Debido a eso, fue intervenida. La noticia tiene conmocionado el mundo del espectáculo, tanto argentino como chileno.

Blanca estaba siendo afectada por dos bacterias. Mientras duró la internación, sus padres no se separaron de su lado, en el tercer piso del lugar, donde armaron su propio "centro de operaciones", según las crónicas de los diarios trasandinos. La menor estuvo internada en la Unidad de Terapia Intensiva en el nivel Pediatría, pero las autoridades de la clínica habilitaron a los Vicuña Ardohain para que se quedaran a dormir ahí, en un sillón cama y en una silla. Amigos y familiares se encargaron de traerles ropa limpia y comida.

Ayer, la modelo había realizado un nuevo pedido por el estado de salud de su hija, a través de su cuenta en Twitter: "se necesitan urgente dadores de plaquetas CLC, venir desayunados a partir de las 9 am. Muchas gracias!". Según informó el portal chileno de noticias "Cooperativa", Pampita y su marido recurrieron a la red social por ser la más eficaz ante la necesidad de contar con la colaboración cuanto antes.

La primera vez que la modelo había solicitado dadores de sangre, el lunes por la mañana, la respuesta de la gente fue inmediata: ese día, más de 70 personas se presentaron en la Clínica Los Condes, ubicada en la calle Lo Fontecilla 441, en Santiago de Chile, por lo que cubrió las necesidades hasta ayer. Además, un estudiante donó una plaqueta y ya figuraban tres más en lista de espera por si faltaban.

Hasta el momento no se tiene certeza del diagnóstico de la menor, pero se cree que los médicos a cargo del caso estuvieron investigando dos bacterias que presuntamente habría contraído en sus vacaciones en México. La pequeña ingresó al sanatorio con un cuadro de alta fiebre y problemas respiratorios. LA GACETA ©
Comentarios