Se procura descentralizar la capital tucumana

Está en riesgo de colapso la infraestructura.

ESCENA COTIDIANA. Embotellamientos en las calles de San Miguel de Tucumán. ESCENA COTIDIANA. Embotellamientos en las calles de San Miguel de Tucumán. FOTO LA GACETA / ANALIA JARAMILLO
16 Mayo 2022

Una de las características más salientes de San Miguel de Tucumán es su condición de ciudad-provincia. Esto le confiere unas particularidades únicas con respecto a otras capitales del país. Otra característica distintiva es su pertenencia a un territorio ampliado, el área metropolitana, de la cual es su indiscutible cabecera, explica Alfredo Toscano, secretario de Obras Públicas de la Municipalidad.
“La concentración urbana contiene más del 60 % de la población total de Tucumán. Y no es necesario aclarar que la tendencia se viene manifestando progresivamente y desde hace décadas. Esto ha causado numerosos problemas multidimensionales, que abarcan desde lo construido, lo ambiental, lo socioeconómico y hasta lo cultural”, añade.

- ¿Qué hay que hacer para mejorar las condiciones de habitabilidad?

- Es prioritario regular la densidad construida en el área central. Se debe favorecer una paulatina descentralización, con el objetivo de reducir el impacto sobre lo que ya está edificado. Estamos generando un paulatino colapso de la infraestructura existente, de la accesibilidad vehicular y del espacio público.

Las declaraciones de Toscano se producen luego de que se supiera que San Miguel de Tucumán se ubica en el puesto 135 de un ránking nacional de las mejores ciudades de la Argentina para vivir, efectuado por el Instituto de Geografía, Historia y Ciencias Sociales del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) en base a variables socieconómicas y ambientales. Le antecede Yerba Buena, con la séptima posición de entre más de 500. Y le sucede Tafí del Valle, en la ubicación 192. Si se observa la mitad llena del vaso, el departamento capital se ubica en el pelotón de la primera mitad. Pero si se presta atención a la mitad vacía, se trata de una de las capitales más grandes del país y su clasificación no resulta auspiciosa.
“En segundo lugar, debemos humanizar el área comprendida dentro las cuatro avenidas. Se trata del sector que más sufre la excesiva centralidad. Para ello, tenemos que incorporar espacios verdes a fin de modificar la histórica ausencia de arbolado. En definitiva, los árboles son la base de las condiciones ambientales, de transitabilidad y de disfrute del espacio público”, prosigue Toscano.

Cuatro desafíos

¿Cuáles son los principales desafíos de San Miguel de Tucumán para escalar en el ranking de calidad de vida? Desde la mirada de este funcionario -un representante de un área clave del municipio- además de los desafíos de la descentralización y del mejoramiento de los espacios verdes, el tráfico vehicular se erige como un tercer aspecto crucial. “El ordenamiento del tránsito presenta varias aristas, como la optimización del transporte público de pasajeros; la generación de un área de tránsito reducido en el microcentro; la incorporación de transportes ecológicos y educación de los automovilistas y peatones

En cuarto lugar, Toscano plantea la problemática del sistema de aguas y cloacas. Esto es un problema grave, califica. Las pérdidas deterioran la traza vial, producen hundimientos y hasta ocasionan fallas estructurales en los edificios, describe. “Se necesita planificar, coordinar, buscar fondos y resolver definitivamente”, zanja.
Finalmente, plantea un quinto punto: el vandalismo. “Mientras no se genere un sentido de pertenencia que favorezca un uso correcto y adecuado de los servicios, nada tendrá sentido”, concluye.

Comentarios