Globo de la muerte: “es la adrenalina que te deja como zumbando el cuerpo”

El espectáculo de motociclistas dando vueltas en una circunferencia de hierro de cinco metros de diámetro es uno de los más atractivos en la carpa del Safari. Los dos pilotos, ambos nacidos en el circo, cuentan su rutina, su experiencia y sus sensaciones.

Globo de la muerte: “es la adrenalina que te deja   como zumbando el cuerpo”

Entrar al globo de la muerte del circo es como ingresar al centro del vértigo: el cuerpo duda entre quedarse quieto o huir, entre disfrutar o desarmarse, mientras el corazón golpea, inquieto. En ruido ensordecedor las motos giran en un globo metálico de cinco metros de diámetro y una sensación de ventisca se combina con el roce de la mano de uno de los motociclistas, que la suelta para saludar mientras gira de costado. Después viene el giro vertical, llamado plato a plato, donde la sensación más poderosa es tocar en milésimas de segundo el plato superior, cabeza abajo.

Los motociclistas del circo Safari son Daniel Chávez, 26 años, nacido en el circo, hijo de un tucumano que se fue de Bella Vista a los 17 años, y Rodrigo Ianuzzi (20), también nacido en el circo. Se dedican a la moto desde que tenían 15 años. Ambos reciben a LA GACETA junto al representante del Safari, Fernando Dresdner, también nacido en el circo.

- Parece que esto es lo más peligroso. ¿Es así?

- Dani: es uno de los números más peligrosos que hay en el circo.

- Fernando: yo también nací en el circo y los veo a ellos a diario cómo ensayan. Sinceramente no depende sólo de la habilidad de ellos, sino de las motos.

- Dani: sí, depende 100 por ciento de  la moto, que es más que el piloto, porque si la moto te falla, se pincha la rueda, se corta la cadena… Pasa cada tanto y se tiene que hacer un service.

- ¿Van a un taller?

- Dani: las cosas difíciles, sí. Cambiar cadena lo hacemos nosotros, en cada lugar que vamos buscamos  un taller, el mejor, para que queden bien las motos.

- Fernando: los motociclistas son muy buscados en el mundo. En Europa predominan motociclistas argentinos y brasileños.

- Dani: eso, argentinos y brasileños son los que mejor andan en el globo.

- Fernando: acá llegan a entrar hasta cinco motos. Pero hay dos. Muchos más que nada por la pandemia han emigrado a Europa. El hermano de Dani, más grande, está en Egipto.

- ¿Qué tipo de moto hay que usar?

- Dani: muchos en Brasil usan estas motos; en Argentina están tratando de usar la Yamaha 125 TTR, es el mismo motor pero más cross. Esta es una 125 XTZ. Es normal, de calle; así como anda en la calle anda ahí adentro, a veces les sacan las luces, los giros, pero después es normal. Y las ruedas nomás. Parece enduro porque le desarmamos las cosas.

Globo de la muerte: “es la adrenalina que te deja   como zumbando el cuerpo”

- ¿Cómo es el momento previo?

- Dani: yo me encomiendo a Dios, me persigno antes de entrar y que salga todo bien, que la moto no me falle. Después estar concentrado y siempre hacer lo mismo, nunca hacer una cosa de más porque ya está pactado algo. Entonces siempre que se entra se hace eso.

- ¿Cómo es hacer lo mismo?

- Dani: nosotros ensayamos una rutina y, por ejemplo, soltamos una mano, nos chocamos, hacemos una “huevada”, hacemos una seguidilla…

- Fernando: igual hay que ser un poco loco para hacer esto. Yo he visto caer hasta cinco motos ahí adentro. Ellos entran con toda la protección y es un acto peligroso, pero a veces por ahí son cortos los choques.

- Dani: sí, a veces es un segundo, una mínima falla; uno no se da cuenta porque es mínima, de un segundo, como un accidente en la calle; vos lo chocaste y no tenés nada para hacer, no tenés cómo reaccionar.

- ¿Es igual de peligrosa la caída que en la calle?

-Dani: de cualquier manera es la más peligrosa. Sea lenta o rápida, despacio, de arriba a abajo, es peligroso.

- ¿Les ha pasado algo?

- Dani: yo, gracias a Dios, en el globo no. Tuve caídas pero quebraduras nada, nada.

- Fernando: en realidad, si bien el nombre asusta -Globo de la Muerte- en Argentina creo que no hubo nunca muertes.

- Dani: sí hubo casos afuera. A la mayoría que andan los meten cuando están seguros. En Colombia dicen que meten mucha gente así nomás, de prepo. Ahí murió uno, se cayó de arriba, quiso hacer algo de más y…

- Fernando: en realidad, no es para cualquiera…

- Rodrigo: Yo no he tenido ninguna caída  fuerte; sólo caídas así, medio “boludas”: se me apaga la moto, se me corta la cadena a veces.

Globo de la muerte: “es la adrenalina que te deja   como zumbando el cuerpo”

- ¿Eso pasa en plena función?

- Dani: a veces la falla no es de nosotros sino de la moto. Lo que uno podría fallar es si viniera borracho y va a hacer cualquier cosa. Pero uno ya sabe que tiene que trabajar y no toma, ja ja.

- Fernando: ya te mareás ahí adentro.

- ¿Cómo hacen?

- Dani: eso es como que ya nos vamos mirando continuamente. Uno tiene que mirar paralelo, haciendo pared. Cuando uno sale, ya sale el otro y ya sabemos lo que sigue. No es que contamos, uno, dos, tres. No. ¡Vamos, vamos! Uno cruza y de ahí empezamos a hacer otra cosa.

- Rodrigo: nos acomodamos dentro del globo ahí yo le doy la señal a Daniel para salir y empezamos a andar en círculos, nos agarramos la mano y empezamos a cruzar. El corte es acelerando así: ¡brmmmm! Arriba aflojás y abajo otra vez: ¡Brmmmm!

- Dani: eso es la seguidilla y el otro es el cruce.

-Fernando: y plato a plato. El globo abajo y en la parte de arriba tiene platos, lo que cierra el globo, porque estos son todos bajos y por eso yo les llamo plato a plato.

-Dani: nosotros andamos así, circular y de cabeza (vertical). Son plato a plato, seguidilla, cruce y zigzag, que es la seguidilla haciendo la viborita.

- ¿Cuál es  la más difícil?

- Dani: y… el plato a plato, el que más lleva.

- Es como la mortal, ¿no?

- Dani: Sí. Porque quedás de cabeza.

- Fernando: Rodrigo estaba andando en una moto hace un tiempo y estaba haciendo plato a plato, y eso es cuando más sufre la moto. Se le partió el chasis abajo; decí que lo pudo resolver.

- Rodrigo: se me colgó la moto arriba; venía bajando, alcancé a frenar. Sí, se quebró el chasis.

- ¿Y si se sienten mal o les pasa algo?

- Dani: si sentís una falla en la moto tenés que gritar o bajarte. Decís ¡eh! ¡eh!, y bajar al plato.

-¿ En ese caso paran todos?

- Fernando: puede quedar andando cuando uno está abajo.

- Dani: por ahí uno hace señas que sigan nomás y puede entrar de nuevo.

- ¿Cuando terminan, qué se siente?

- Dani: la adrenalina te corre por adentro. A veces, por ahí no siempre sale perfecto esto. Por ahí hay un roce o algo o por ahí uno sale con la adrenalina a full, sale hasta temblando. Igual ahora si llegás a ver cuando andemos vas a ver que salimos temblando por la adrenalina. Es la adrenalina que te deja como zumbando el cuerpo.

- ¿Lo compensa el aplauso?

- Dani: el aplauso es lo más.

- Fernando: es el número más esperado; es difícil; muchas veces se aprende en bicicleta, ¿no?

- Dani: unos empiezan en bicicleta, otros en moto.

-¿ Lo practican en bicicleta?

- Dani: algunos, más que nada, para no destrozar la moto, para sacarse el primer mareo.

- Pero es más difícil en bicicleta…

- Dani: no, porque tiene que pedalear nomás. Después, si sabe manejar bien la moto ya es otra cosa. Igual siempre andan afuera con la moto, frenan, salen o andan en círculo para saber cómo cortarse.

- ¿Cómo decidieron manejar la moto?

- Daniel: yo hacía otras cosas. Más me llamó la atención por mi hermano mayor; él empezó a hacerlo y ahí me empezó a tirar un poco el globo.

- Rodrigo: yo estaba desde muy chico aprendiendo malabares, así, haciendo de payaso. Pero más grande vi el Globo de la Muerte y me gustó. Me propuso el dueño ensayar; ahí me enseñó el hermano de él. Estuve ensayando dos veces más o menos, con una moto chiquita. Ahí me enseñó a andar afuera primero en la moto; después, sí, me dijo: “vení, vamos a entrar al globo; hamacá primero”. Eso es acomodarse ahí adentro y cuando yo estuve seguro me dijo: “salí y andá, girá al costado”. Salía, frenaba, salía, frenaba.

- Fernando: en realidad la mejor escuela es el circo porque ellos se crían durante los ensayos. Él eligió el globo porque le gustaba y no se cayó nunca porque aprendió desde chico y lo vio siempre.

- ¿Es una cuestión de práctica o debe ser la persona adecuada?

- Dani: creo más en tener uno confianza, agallas, no sé, sentirse seguro de lo que está haciendo.

- Fernando: igual esto es distinto a todo; no es para cualquiera. Precipicios hay en todos lados y curvas cerradas también, pero Globo de la Muerte no; como esto no hay nada igual. La sensación que se siente acá adentro en la calle no la podés sentir.

- ¿Necesitan hacer una práctica antes de cada función?

- Dani: no no; más que nada se hace una práctica cuando viene gente nueva o cuando hay que probar una moto por una falla. Estamos tranquilos porque ya estamos acostumbrados. Al principio cuando recién empezás estás 10 minutos antes que te tiemblan las piernas, que esto, que el otro, pero una vez que arrancamos ya estamos seguros de lo que hacemos. Venimos, nos persignamos nomás para encomendarnos y para adelante… De ahí salimos.

- Genial. ¿Podemos ver?

- Síii. ¿Querés subir?

Temas Tucumán
Tamaño texto
Comentarios