Como en la prepandemia: Dinamarca elimina todas las restricciones

“Le damos la bienvenida a la vida que teníamos antes”, afirmó la primera ministra danesa.

DINAMARCA. REUTERS DINAMARCA. REUTERS
28 Enero 2022

A partir del 1 de febrero, Dinamarca dará por finalizadas todas las restricciones impuestas por la cuarta ola de coronavirus. Si bien todavía persisten cifras altas de contagio, el Gobierno argumentó que es menor la peligrosidad de la variante ómicron y que es alto el número de personas inmunizadas.

La covid-19 dejará de ser considerada una enfermedad “crítica” para la sociedad, lo que implicará el cese de las medidas vigentes: ya no se usarán mascarillas en interiores y desaparecerán las restricciones en la restauración, la vida cultural y social, y reabrirán las discotecas.

“Estamos listos para salir de la sombra del coronavirus, decimos adiós a las restricciones y le damos la bienvenida a la vida que teníamos antes. La pandemia sigue, pero hemos pasado la etapa crítica”, afirmó la primera ministra danesa, Mette Frederiksen.

También habló de “hito” y de “transición” a una nueva fase y resaltó que la decisión cuenta con el aval de la comisión de científicos que asesora al Gobierno desde el inicio de la pandemia.

“Puede parecer raro y paradójico que eliminemos las restricciones con las actuales cotas de contagio, pero hay que fijarse en más cifras, una de las más importantes es la de enfermos de gravedad y esa curva se ha roto”, destacó.

Dinamarca, uno de los países que más tests hace en el mundo, ha registrado 46.747 nuevos casos en las últimas 24 horas, nueve veces más que hace un año en el pico de la segunda ola, pero solo hay 938 ingresados, medio centenar menos que entonces.

Las autoridades sanitarias han admitido además que, en estos momentos, entre un 30% y un 40% de los ingresados son personas que fueron hospitalizadas por otros motivos y que luego dieron positivo en coronavirus.

El total de pacientes en cuidados intensivos es de 40, la mitad que hace apenas unas semanas, lo que confirma que ómicron es una variante “menos dañina”, de acuerdo con la primera ministra.

Frederiksen aludió también a las altas cifras de vacunación como el segundo factor decisivo: el 80,6% de los daneses han recibido la pauta completa y el 60%, la dosis de refuerzo.

Comentarios