El oficialismo pactó una Legislatura sin tensiones - LA GACETA Tucumán

El oficialismo pactó una Legislatura sin tensiones

Mansilla y Álvarez, referentes que hasta ayer caminaban por veredas opuestas, coincidieron en trabajar a la par, para apoyar a Jaldo.

21 Sep 2021 Por Martín Soto
1

NUEVAS AUTORIDADES. Mansilla (centro) fue electo presidente subrogante de la Cámara; Amado (a su derecha), vicepresidente 1°; y Orquera, vice 2°.

Luego de la peor tormenta que el peronismo tucumano recuerde en las últimas décadas, el objetivo ahora es reencauzar el barco para llegar a buen destino el 14 de noviembre. Con unas elecciones PASO que pintaron al país casi en su mayoría de amarillo y una sociedad en crisis, el oficialismo sabe que no tiene margen para ceder más terreno en la provincia ni para nuevas rencillas políticas. “Estamos casi obligados a tener una buena relación. No hay margen para que nos hagamos los locos”, resumió una importante fuente de Casa de Gobierno.

Dentro del oficialismo definieron lo sucedido ayer entre Juan Manzur y Osvaldo Jaldo como una vuelta de página. Sin embargo, reconocieron que en esta historia de seis meses se escribieron capítulos muy agresivos, que dejó muchos heridos y que el final se avizoraba incierto. “No es que está todo solucionado y todos nos queremos, pero por lo menos hemos recuperado el diálogo. Lo sucedido en las últimas horas nos está permitiendo recuperar el camino, porque veníamos muy complicados”, completó la fuente.

Con Manzur en Buenos Aires, el gran interrogante que se abrió es qué rol tendrá la Legislatura de Sergio Mansilla (ayer fue elegido presidente subrogante) ahora que Jaldo quedó al mando del Poder Ejecutivo. Al menos hasta ayer, con el alivio de haber destrabado el conflicto, referentes del PJ coincidieron en que la premisa de la Cámara será apoyar al Ejecutivo.

Regreso de la unidad

En una sesión exprés, los legisladores aprobaron ayer la licencia de Manzur y los cambios en la mesa de conducción de la Legislatura: Mansilla como presidente subrogante; Regino Amado como vicepresidente primero; y la bussista Sandra Orquera como vicepresidenta segunda. Este último punto, sin embargo, fue rechazado por gran parte de la oposición ya que fue algo acordado entre peronistas. Sólo Fuerza Republicana votó a favor, a excepción de Nadima Pecci, que también se abstuvo.

Al finalizar, Mansilla aseguró ayer que “las internas se acabaron” y que el peronismo “está unido en forma conjunta”. Remarcó que se vienen unas elecciones muy difíciles, y en dos oportunidades subrayó que el peronismo legislativo apoyará la gestión de Jaldo. “Estamos trabajando en forma conjunta con el gobernador interino. La prioridad de la Legislatura es acompañar al Ejecutivo y acompañar a Tucumán para que, a través de Manzur, su pueda conseguir lo que más se pueda para la provincia”, aseguró.

En un sentido similar se expresó Roque Tobías Álvarez, presidente de la bancada oficialista. “No nos queda otra que dejar atrás la interna e ir en busca de la unidad del peronismo para acompañarlo, desde Tucumán, a Manzur en su tarea. Y también acompañar desde la Legislatura, con un bloque reunificado, a nuestro gobernador Jaldo. Por más que sea interino, como marca la Constitución, es un gobernador que va a necesitar de leyes, de instrumentos, y de todo el acompañamiento de la Legislatura”, dijo ante una consulta de LA GACETA.

El taficeño dijo que “a partir del diálogo todo es posible” para alcanzar la unidad, pero aclaró que no se va a regimentar a nadie. “Vamos a aceptar el diálogo, aún a partir de los disensos, y vamos a tratar de encontrar los consensos por el bienestar de los tucumanos”, dijo. Agregó que, a partir de allí, se acordarán cuestiones como las presidencias y conformaciones de las comisiones legislativas que se modificaron como consecuencia de la interna.

La unidad que parecía imposible llegó al peronismo. Habrá que ver cómo evoluciona la convivencia.

Con un pie en Buenos Aires: Vargas Aignasse dejaría su banca legislativa

Gerónimo Vargas Aignasse, una de las principales espadas que tuvo Manzur en la Cámara en los momentos más tensos, tendría las horas contadas en la Legislatura. Según trascendió, el parlamentario tiene destino porteño, junto al flamante jefe de Gabinete de la Nación. Afirman que el movimiento se acordó en los últimos días, y que el legislador está contento con el nuevo desafío. Otras fuentes afirman que es una consecuencia de no haber alcanzado su objetivo: un lugar en la mesa de conducción de la Cámara. De irse, será sucedido por Roberto Chustek, segundo del acople “Nuevo Espacio Popular”.

Juicio político contra Pisa: se incorporó la defensa del magistrado

Menos de cinco minutos duró la audiencia que se llevó a cabo ayer para escuchar la defensa del juez Francisco Pisa en el juicio político que se lleva a cabo por su rol en un caso vinculado a Paola Tacacho. Debido a la incertidumbre institucional que había a la mañana, Ernesto Baaclini, quien patrocina a Pisa junto a Camilo Atim Antoni, propuso que el escrito se incorporara a la causa sin su lectura, para agilizar el proceso. Al estar todos de acuerdo, se concluyó el acto. Se indicó que en las próximas 48 horas el Jury fijará los hechos a los que deben contraerse las pruebas y determinar los tiempos para su producción.

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios