Ácido giberélico: consejos para su correcta aplicación - LA GACETA Tucumán

Ácido giberélico: consejos para su correcta aplicación

El producto retrasa el amarillamiento del limón. Investigación de la Eeaoc.

24 Abr 2021
1

PUNTO. El GA3 se debe aplicar cuando la fruta comienza a virar de color verde a amarillo; en Tucumán, marzo o abril.

“El proceso de amarillamiento en la fruta es fuertemente influenciado por las condiciones ambientales de la campaña, por lo que la aplicación de ácido giberélico (GA3) podría ser una herramienta muy útil para retrasar la pigmentación o el amarillamiento del limón y, de esa manera, mantener una coloración en cosecha que permita adquirir buenos rendimientos en empaque comercial”, explicó Nelson Aranda, técnico de la sección Fruticultura de la Estación Experimental Agroindustrial Obispo Colombres (Eeaoc).

Contó que la sección que integra trabaja hace varias campañas en ensayos de aplicación de GA3 para determinar cuáles son los momentos más oportunos para aplicar el producto, las concentraciones de ingrediente activo de este, los volúmenes correctos de aplicación y otras consideraciones como pH de la solución a aplicar.

Momentos de aplicación: Cuando la fruta comienza a virar de color verde a amarillo (fruta pintando). En Tucumán ese momento puede comenzar a partir de marzo o abril, según el año, mientras que en el norte de país puede adelantarse. Este proceso está muy relacionado con el descenso natural de la temperatura ambiente. Es muy importante tener en cuenta el viraje de color, ya que si se aplica cuando la fruta está completamente verde, el producto no tiene efecto alguno, mientras que si se aplica cuando la fruta ya está amarilla, carece de sentido ya que el efecto de la giberelina es retrasar la degradación de la clorofila, sustancia responsable del color verde, y no de revertir la formación de esta.

Formulación: la concentración del producto debe ser 30 ppm y el pH de la solución debe estar comprendida entre 5,5 y 6,5.

Volumen de aplicación: depende de las condiciones del lote que se tiene que aplicar, (marco de plantación, combinaciones varietales, estructuras de las plantas, etcétera) Puede variar de 10 litros por planta (l/pta) a 20 l/pta. Lo más importante es realizar una correcta calibración de las máquinas que aplicarán, de manera que mojen toda la fruta de la planta, el ácido giberélico no se trasloca, por ese motivo solo tiene efecto en la fruta que es mojada por el caldo de aplicación.

También se recomienda no aplicar dos campañas consecutivas en el mismo lote, aunque dentro de las recomendaciones anteriormente descriptas no se observaron efectos adversos de la aplicación del producto tanto en la producción como en el normal desarrollo de las plantas. “De todas maneras la sección Fruticultura se encuentra ejecutando un ensayo de aplicaciones sucesivas de GA3 , transitando el cuarto año de aplicación y creemos que con un año más de pruebas estaremos en condiciones de concluir si existen o no efectos adversos sobre la producción”, adelantó el experto.

Comentarios