Premios Oscar: “no habrá barbijos pero jugarán un rol importante en la ceremonia” - LA GACETA Tucumán

Premios Oscar: “no habrá barbijos pero jugarán un rol importante en la ceremonia”

El presentador y productor argentino Axel Kuschevatzky, habló con LA GACETA sobre las expectativas que trae la 93° ceremonia de los tradicionales premios.

21 Abr 2021
1

Axel Kuschevatzky en tiempos pre pandemia. IMAGEN DE INSTAGRAM @axelkuschevatzk

Una ceremonia atípica que vuelve para regenerarse. Con franjas y tandas de 270 invitados –entre presentadores y nominados- la transmisión de la 93° entrega de los premios Oscar ya se palpita.

“El recinto elegida es la Union Station, la estación de trenes de Los Ángeles”, explica el productor Axel Kuschevatzky a LA GACETA, “habrá otros estudios en Londres y París para quienes no pueden viajar a Estados Unidos pero la ceremonia será presencial, sin Zoom”, explico, a grandes rasgos el también presentador de la “red carpet” de los Oscar, por la señal televisiva de TNT.

“Los productores dijeron que será lo más parecido a una película así que calculo que usarán cámaras y lentes de cine. Si bien no habrá barbijos, dijeron que jugarán un rol importante en la historia que piensan contar durante las tres horas que durará el evento”, dijo y agregó: “es muy misterioso todo, a propósito porque quieren sorprender a los espectadores”.

Como presentador y productor, ¿qué expectativas observás que hay con esta ceremonia en particular?

La sensación que tengo es que la industria quiere que estos Premios Oscar sean una señal para el público que indique que el cine está vivo y que se está volviendo a las salas. Si bien en algunos lugares se habilitaron las salas y en otros no, creo que quieren dar ese mensaje: que el cine no se fue, ni se va a ir, está esperando.

Con el movimiento #MeToo, las mujeres fueron protagonistas en las ediciones anteriores. Este año, en Estados Unidos el tema del racismo está en boca de todos y también el Coronavirus, por supuesto. ¿Cómo será esta ceremonia al respecto?

La sensación que tengo es que habrá menciones al racismo y también a cómo en los últimos tres meses Estados Unidos empezó a domar al coronavirus.  Pero creo que eso se dará en los discursos de agradecimiento porque la transmisión y el foco de la ceremonia será volver a seducir a la audiencia que, además, quiere una transmisión de premios con menos Zoom y más real.

La nominación en 2020 fue criticada por la falta de diversidad, ¿cómo es este año?

Este año es todo lo contrario. Tenés nominados asiáticos, afroamericanos, es un año atípico porque no hay tanta presencia latina pero hay algo histórico: por primera vez hay dos mujeres nominadas en la categoría a mejor dirección. Creo que sí hay un cambio histórico, hay mucha más diversidad y eso tiene que ver con las películas que se hacen. El Oscar no inventa la realidad, refleja lo que pasa en la industria. Si las películas son diversas, las nominaciones son diversas.

Este año, hay cinco latinoamericanos nominados. Los tres sonidistas de El sonido del metal, Michelle Couttolenc, Jaime Baksht y Carlos Cortés; Maite Alberdi por El agente topo y el director Shaka King por Judas y el mesías negro. En México y Chile habrá mucha expectativa y esperamos estar, con la transmisión, a la altura de las expectativas de la región.

¿Tenés algunos films favoritos? ¿Cuáles son?

A mí me gusta recomendar las que no tienen el perfil más alto: Judas y el mesías negro, El padre, Nomadland; son tres de las ocho nominadas que hay que ver.

Con respecto a la animación me gusta recomendar Wolfwalkers, que se diferencia de los grandes tanques de Disney y Pixar porque todas ellas son súper conocidas: Soul u Onward.

El agente topo es buenísima y te diría que es la más extraña de las cinco nominadas a película extranjera. Es una película chiquita pero repleta de buenas ideas.

Y por último, me gusta recomendar el cortometraje de 12 minutos que se puede ver: Si algo me pasa, los quiero. Esa es una buena recomendación.

Comentarios