Caso Tacacho: “La idea de la fiscalía es cerrar la causa como sea” - LA GACETA Tucumán

Caso Tacacho: “La idea de la fiscalía es cerrar la causa como sea”

Un amigo de Paola dijo que él no puede afirmar que el femicida Parada Parejas haya actuado solo en el momento del crimen. Cuestionó las preguntas que le hicieron.

05 Dic 2020 Por Gustavo Rodríguez
3

DIFERENTES POSTURAS. La fiscalía sumó indicios que le permiten pensar que el femicida actuó solo, pero la familia pide profundizar la pesquisa. LA GACETA / FOTO DE DIEGO ÁRAOZ

“Tengo toda la sensación que lo único que pretende hacer la fiscalía es cerrar la investigación para archivar la causa”, dijo M.R, uno de los amigos más cercanos de Paola Tacacho, la docente de inglés que fue asesinada el 30 de octubre por su acosador Mauricio Parada Parejas, que luego del crimen se quitó la vida.

El joven, cuyo nombre se mantiene en reserva por su expreso pedido, era una de las personas que formaban parte del círculo más íntimo de la víctima. “Le decía Stefi porque era su confidente. Creo que su madre y yo éramos los más cercanos. Y la verdad es que duele que se hagan así las cosas”, explicó en la entrevista con LA GACETA.

M.R. declaró ayer como testigo durante varias horas. Lo hizo a través de un zoom, por las medidas sanitarias que se impusieron por la pandemia. Y demostró que no terminó muy conforme con la declaración que brindó en la fiscalía que conduce Carlos Sale. “Como hicieron con Ana (Reynoso) y Agustina (Sarán) me realizaron una pregunta muy capciosa. Me preguntaron si sabía si Parada Parejas había actuado solo en el femicidio o si había sido instigado. Le respondí: no puedo saberlo porque no estaba en el lugar cuando ocurrió el crimen. Durante toda la declaración me insistieron con que no emita opiniones, sino que relate hechos, pero en esa pregunta no respetaron ese principio. Pero no pisé el palito”, indicó el joven.

El testigo usó esas palabras para referirse a la supuesta declaración de la pareja de la víctima y de su amiga. Ambas, según fuentes judiciales, habrían declarado que el femicida habría actuado solo en el crimen.

Al enterarse de los dichos, la familia de la docente envió un documento firmado la madre de la víctima Mariela Tacacho. “Ella, quien fue su novia, expresó a varios amigos y familiares que sospechaba que se encontraban terceros involucrados y quienes tuvieron un rol necesario para que el femicida finalmente asesinara a mi hija”, señaló. “En caso de que no aclare respecto de las declaraciones, rechazo su procedencia y califico de mentirosa y traidora a la memoria de mi hija”, añadió la mujer en el documento.

“Es imposible que ellas hayan podido determinar eso. Porque, como aclaré, no estuvimos en el lugar y no podemos demostrar lo que haya ocurrido allí”, comentó M.R.

En la espera

Del círculo íntimo de la joven, la madre es la única que por el momento no declaró en la causa. “Que tenga conocimiento nunca se la llamó a que brinde su testimonio en la causa. Justamente, hace poco estuvimos en tribunales para asumir el rol de querellante y de actor civil y nunca nos notificaron que debía declarar. No veo ningún impedimento para que lo haga. Además, al haber decidido ser parte de la investigación, es claro que tiene mucho interés en que se conozca la verdad”, sostuvo Valeria Madrazzo, la representante legal de la familia Tacacho.

LA VÍCTIMA. Paola Tacacho fue ultimada en pleno Barrio Norte.

Nilda Zerpa, prima de la docente, confirmó que hasta el momento nadie la convocó a prestar declaración en el marco de la causa. “Por supuesto que estamos dispuestos a hacerlo”, dijo la mujer que en varias entrevistas había señalado algunos detalles del acoso que sufría la joven por parte del femicida y las denuncias que realizaron en Salta por las amenazas que habían recibido por parte de Parada Parejas.

Otra mirada

La profesional aseguró, en una entrevista con LA GACETA, no entender la postura de la fiscalía de citar al entorno de la víctima y, hasta el momento, no convocar a ningún allegado o pariente de Parada Parejas.

“Estamos convencidos de que por omisión o de manera deliberada ellos hicieron muy poco para ayudarlo o contenerlo. Ellos podrían haber evitado esta situación. El femicida, según la información que hemos recibido, estaba diagnosticado por un serio problema de salud mental, pero vivía solo y no sabemos si estaba siendo medicado o si realizaba algún tipo de tratamiento”, explicó.

Madrazzo calificó como clave la declaración del hermano del hombre que asesinó a Paola. “Sabemos que la madre se quejaba por la vida que llevaba y su hermano se jactaba de todo el poder que tenía, pero en realidad no hacía nada para controlarlo”, explicó.

“Son ellos los que deben ser citados por la fiscalía para que cuenten por qué lo dejaron abandonados. Los Parada Parejas deberían explicar por qué no hicieron nada para detenerlo, porque sabían perfectamente lo que le estaba haciendo Paola”, indicó Zerpa en una comunicación con LA GACETA.

EL VICTIMARIO. Mauricio Parada Parejas tenía problemas mentales.

M.R, el amigo más cercano de la docente salteña, también habló sobre este tema. ”Resulta llamativo que sólo convoquen a las personas más allegadas a ella y no a los familiares del femicida, que deben dar muchas respuestas”, indicó.

“Sé perfectamente que Paola habló con ellos en más de una oportunidad con la esperanza de que cesara el acoso. Pero ellos nunca la escucharon. Lo tenían abandonado en un departamento que no se sabe quién lo alquilaba y por qué tenía en su poder cuchillos cuando estaba con serios problemas de salud mental”, concluyó.

Comentarios