Fin de semana largo en Tafí del Valle: turistas sí, propietarios de casas no - LA GACETA Tucumán

Fin de semana largo en Tafí del Valle: turistas sí, propietarios de casas no

Generó enojo la disposición que obliga a los llamados “veraneantes” a visitar sus casas tafinistas pero no quedarse más de un día.

11 Oct 2020 Por Federico Espósito
1

MANTENIENDO DISTANCIA. La bicicleta es un vehículo que ganó presencia en estos tiempos de circulación limitada por la pandemia. la gaceta / fotos de osvaldo Ripoll

La decisión del Comité Operativo de Emergencia de limitar la permanencia en los Valles durante el fin de semana largo a quienes acreditaran reserva de alojamiento en hotel, excluyendo a los propietarios de casa de veraneo, fue duramente criticada por estos últimos, que la calificaron de contradictoria e incomprensible. “Es una estupidez. Ya no saben qué inventar, están perdidísimos”, se quejó Eugenia, sin especificar su apellido porque, anticipó, no pensaba cumplir con la disposición de tener que bajar el mismo día. Por la misma razón, otros consultados tampoco quisieron revelar su identidad completa.

En virtud de la resolución N° 108 del COE, que entró en vigencia ayer, la circulación entre jurisdicciones quedó restringida a partir de las 15 los fines de semana y feriados, y desde las 18 en los días hábiles, con el objetivo de frenar la propagación del virus. Sin embargo, se mantuvieron las restricciones sobre el turismo interno, permitiendo sólo a quienes tuvieran reserva de alojamiento en hoteles o establecimientos afines permanecer en los destinos turísticos. A quienes tienen casas de veraneo, sólo se les permitió el acceso para realizar tareas de mantenimiento, debiendo regresar a sus residencias permanentes dentro del horario permitido. Es decir, quienes subieron ayer, debían regresar como máximo hasta las 15.

QUIETUD. A diferencia de semanas previas, hubo paco movimiento.

“¿Cómo hacemos para bajar todos a las tres la tarde? Nos vamos a amontonar en la ruta, es insólito lo que están planteando”, enfatizó Vero, dispuesta a quedarse a dormir en lo de su hermana y volver hoy. “No sé si me dejarán bajar, pero yo no vine para irme al rato. Además, te doy un ejemplo: hay gente que tiene que venir a pagarles a los albañiles y ver cómo va la construcción o la refacción; no se puede venir así, a las voladas; es una locura. Y si uno viene a estar dentro de una casa y toma precauciones, no se convierte en un riesgo para los demás. Está en uno cuidarse y cuidar a los demás. Si no empezamos por ahí, de poco van a servir tantas leyes”, reclamó.

UN CLÁSICO. Paseo por el centro de compras de Tafí del Valle.

Adrián, propietario que por haber llegado el viernes no se vio incluido en la norma, opinó que igual le parece una medida impracticable. “El que viene a estar tranquilo en su casa pone menos en riesgo a los demás que el que tiene que venir apurado para que no lo agarren fuera de horario en la ruta. Si querés venite un sábado y pegá una recorrida. Si vieras las jodas que se arman a veces en algunas casas. Por ahí tienen que empezar a controlar, me parece”, opinó.

Comentarios