El acueducto de Anfama podría aliviar la situación en El Corte ante la falta de agua - LA GACETA Tucumán

El acueducto de Anfama podría aliviar la situación en El Corte ante la falta de agua

La UNT comenzó con las reparaciones de la toma que abastece a las ciudades universitarias de San Javier y Horco Molle, lo que mejoraría el abastecimiento en el pie del cerro.

02 Oct 2020
1

ACUEDUCTO DE ANFAMA. Imagen del sitio donde se están llevando a cabo las reparaciones.

Después de un mes de reclamos y pedidos, los vecinos de El Corte aún no consiguen reunirse con las autoridades de la Sociedad Aguas del Tucumán. Sin embargo, no todo son malas noticias para los residentes de Loma Imbaud, ya que actualmente se está llevando a cabo una obra de reparación del acueducto de Anfama, que fue construido hace 70 años y es el encargado de transportar el agua desde una toma ubicada en Anfama hasta las ciudades universitarias de la Universidad Nacional de Tucumán (UNT) que están en San Javier y en Horco Molle.

“Este acueducto transporta muy buena cantidad de agua durante los 12 meses del año. El problema es que ahora, por estar colmatada, la captación no es eficiente, entonces lo que estamos haciendo es la limpieza total de esa toma”, explicó Gustavo Vitulli, secretario de Bienestar Universitario de la UNT, encargado de coordinar las obras.

Otras de las razones por las que se realizan estas reparaciones, además de la colmatación (sedimentos del río que ingresaron a la toma y dificultan la captación de agua), son los daños que sufrió el acueducto por los movimientos del cerro y el deterioro que se produce debido a la antigüedad que tiene.

Existe un problema más que afecta al correcto abastecimiento del agua que proviene de Anfama: la sequía. “Es una sequía estacional que este año es agrava por una mayor cantidad de días sin lluvia. Esta cuestión es totalmente ajena a nosotros, creo que toda la provincia está sufriendo esta sequía de la primavera”, dijo Vitulli en una entrevista con LG Play.

Además, la Universidad no está sola en este proceso de refacción del acueducto, sino que cuenta con el apoyo de la Sociedad Aguas del Tucumán (SAT), que contribuye con personal y una máquina retroexcavadora.

Beneficios

Pero, ¿en qué beneficia esto a los vecinos del corte? Según Vitulli, la UNT no es la única beneficiaria de esto, sino también toda la zona de El Corte. “Todo el excedente de agua que viene desde Anfama, luego de satisfacer las necesidades de la Universidad, son enviadas a la SAT para que haga la distribución en las zonas de El Corte y Loma Imbaud. De esto se trata la obra, de solucionar”.

Estas obras de reparación se hacen durante todo el año, a medida que se van detectando pérdidas o roturas, según aclaró Vitulli. “Al acueducto se lo recorre continuamente para observar si hay pérdidas y así hacemos el mantenimiento a lo largo de todo el año”.

El hecho está en que esta vez se trata de una obra de mayor envergadura para garantizar la limpieza de la toma, sin la cual es imposible la llegada de agua hasta San Javier y, por lo tanto, tampoco puede abastecerse la zona del pie del cerro de Yerba Buena.

Por otro lado, aunque es una buena noticia para los vecinos que esperan que esta obra sirva para mejorar el servicio, aún siguen sin recibir respuesta de la SAT. “Acá seguimos a la espera de que nos llamen para concertar una reunión. Mientras tanto, nos dan muy poca agua por turnos y horarios”, enfatizó la arquitecta Leonor Royer.

Respecto de la obra que está realizando la UNT, Royer aseguró que los vecinos sí sabían que se están llevando a cabo las reparaciones, aunque “no saben cuánto engloba ni el alcance de la obra”.

Comentarios