Si Posse se excusó, ¿por qué Leiva no lo hizo?

El recientemente destituido juez Guyot pidió la destitución del vocal e invocó falta de decoro.

18 Sep 2020
1

“Los jueces deben mantener, a lo largo del proceso, un trato equidistante con las partes, sus representantes y abogados, y evitar todo tipo de comportamiento que pueda reflejar favoritismo, predisposición o prejuicio, con respecto al objeto procesal. En el desarrollo de la función judicial, deben garantizar que se respete el derecho de las personas a ser tratadas de un modo igualitario”. Eso dice el artículo seis de la ley 9.119 que legisla sobre el Colegio de Jueces y la Oficina de Gestión de Audiencia. Pero, para ser más precisos es uno de los argumentos centrales de otro juicio político contra el vocal de la Corte Daniel Leiva, quien ya cosecha cinco planteos de su destitución.

Quien esta vez se presentó en la Legislatura para pedir que la comisión de Juicio Político controlada por una mayoría oficialista, dé curso a esta solicitud, es nada más y nada menos que el ex juez Roberto Guyot, destituido hace 48 horas por el Jury de Enjuiciamiento presidido por Leiva.

Guyot, quien se venía desempeñando como juez de Ejecución había pedido que Leiva se apartara del juzgamiento de su conducta porque él era integrante de la Corte Suprema de Justicia que pidió su destitución. Según el propio Guyot, Leiva no actuó con imparcialidad y se limitó a decir que no veía causales para apartarse.

En su planteo pidiendo la destitución de Leiva, Guyot dice que el vocal de la Corte “jamás analizó los fundamentos del pedido de su apartamiento. Su decisión de continuar a cualquier costo ya se había tomado”. Además -sigue el ex magistrado- “(Leiva) reconoce su intervención en los actos procedentes del pedido de destitución (de Guyot) lo que implica reconocer su prejuzgamiento. Resulta arbitrario sostener que se trata de ámbitos distintos”. “Él ya había juzgado a Guyot -dice autonominándose- y para mal”. En tercer término Guyot manifestó que “lo más grave es que Leiva miente atento a que todos y cada uno de los puntos por lo que he sido acusado, han sido rebatidos por esta parte, y desde ya ofrecemos como prueba el descargo presentado ante el jurado de enjuiciamiento”. “Si miente allí, miente en todo”, concluye.

En el presentación de este quinto juicio político no podía faltar lo que hoy es un tema central de la vida pública tucumana: los audios donde se escucha la voz de Leiva haciéndole un pedido al camarista Enrique Pedicone sobre una causa específica.

Guyot recuerda que en su destitución se ha utilizado la acepción “falta de decoro” para solicitar su baja como magistrado. “Nos preguntamos si tal acusación se funda en que se autorizó que un interno del penal lavara un auto y se abonó por tal servicio, la frase de Leiva denunciada por Pedicone, de bajar el tono de la causa contra Bussi, ¿no es falta de decoro, además del delito presunto que pudiera surgir de la investigación jurisdiccional? Ni eso logró apartar a Leiva de la persecución”, señaló el magistrado destituido.

El mismo nombre, distinta actitud

Guyot para justificar su planteo de que Leiva debió excusarse recordó que el vocal Daniel Posse es quien debe reemplazar a Leiva en caso de que no pudiera intervenir. “Pero Posse ya se había excusado de intervenir precisamente porque reconoce haber prejuzgado al suscribir la acordada 286 por la cual se solicita se inicie el proceso de destitución en mi contra. Ese debió ser el camino de Leiva, ya que como hemos señalado él (Leiva) suscribió todos los antecedentes en mi contra”, indicó. Y, Guyot insiste: “pero claro, él (Leiva) sostuvo que actuaba en un ámbito distinto (acusador como vocal de la Corte y juez, como miembro del Tribunal de Enjuiciamiento), y tal ámbito, ¿No era igual para Posse?”, se pregunta.

Guyot para pedir la destitución de Leiva lo acusa de incumplimiento de los deberes inherentes a su cargo; de ignorancia supina del derecho y/o de negligencia en el cumplimiento de su función.


Planteos en contra

Dniel Leiva, vocal de la Corte Suprema (5): Leiva enfrenta cinco pedidos de juicio político: uno presentado por el abogado Nicolás Mirande y el ingeniero Fernando Sergio Vera del Barco (del Pro); otro de la gremialista Alejandra Martínez y el abogado Gustavo Morales; el tercero de 10 dirigentes de Juntos por el Cambio; el cuarto de dos abogados que representan 436 firmas y el quinto del juez Roberto Guyot.

Enrique Pedicone, juez del Tribunal de Impugnación (4): Enrique Pedicone enfrenta cuatro pedidos de destitución: el primero lleva la firma de la víctima Lucas Emmanuel Mayer y de su padre, el abogado y ex juez Carlos Mayer; el segundo y el tercero son impulsados por el ex legislador y letrado Juan Eduardo Rojas en representación de los familiares de las víctimas Barrionuevo Núñez, Concha y Palavecino, y el cuarto fue promovido por el abogado Carlos María Gallardo.

Comentarios