Cumplió 25 años el sistema operativo que cambió todo - LA GACETA Tucumán

Cumplió 25 años el sistema operativo que cambió todo

Microsoft celebró esta semana uno de los hitos que modificó para siempre la relación de los usuarios con la informática.

26 Ago 2020 Por Julio Marengo
3

24 DE AGOSTO DE 1995. La conferencia de presentación, con Bill Gates a la cabeza, fue esperada por meses.

Difícilmente alguien pueda sentir nostalgia de lo que implicaba la instalación de Windows 95: eran 13 disquetes de 3,5” que había que colocar, uno por uno, en un proceso que podía llevar varias horas. Pero aquellos y aquellas que en ese momento ya experimentaban con computadoras y que lidiaban con su antecesor, Windows 3.1, quizás sí recuerden con alegría la primera vez que el nuevo sistema operativo de Microsoft se iniciaba en la PC.

Quizás en ese momento nadie era consciente de todo lo que implicaba esa actualización, que esta semana cumplió 25 años.

Se tató de un punto de inflexión en la informática, un cambio radical en la manera en la que comenzamos a relacionarnos con los ordenadores y que aceleró la tendencia de hacerlos cada vez más personales y para el público masivo.

Con Windows 95 la computación comenzó a estar al alcance de todo el mundo.

El entorno gráfico, es decir, convertir toda esa maraña de códigos que solo entienden los programadores en un “dibujito” de ventanas en la pantalla, era el gran cambio que potenciaba todo lo que siguió. Claro que Windows 95 no era el inventor de la interfaz gráfica, porque ya lo había hecho Apple con su computadora Lisa y el propio Bill Gates con Windows 1.0.

La discusión de quién robó a quién la idea mantuvo peleados a Gates y a Steve Jobs durante décadas, ya que ambos presentaron sus versiones prácticamente juntos, en 1983. Más de 30 años después, Jobs reconoció que los “ladrones” eran ambos: el autor era Xerox con su Xerox Alto, el primer ordenador con interfaz gráfico de usuario, presentado 10 años antes de la primera polémica entre los dos titanes de la informática.

De fiesta

Microsoft está de celebración porque el lunes se cumplieron 25 años del lanzamiento de uno de los sistemas operativos más esperados en su época, la versión que introdujo la barra de tareas y el menú de inicio. Este último se ha convertido en la marca indeleble de Windows desde hace un cuarto de década y todas las versiones posteriores, cada una con su estilo, incluyeron el botón inicio.

INICIO. Todos los programas y funciones en un mismo lugar.

Esta versión del sistema operativo introdujo otros varios cambios importantes, como la arquitectura multitarea de 32 bits y el debut de la función ‘plug and play’, que facilitaba la conexión de dispositivos periféricos que se autoinstalaban o que se instalaban de una manera que cualquier usuario y no solo los expertos pudieran hacerlo.

Fue sin dudas un novedoso sistema operativo y comenzó a venderse en 1995 tanto en CD como en disquetes. La versión de disquetes incluía 13 discos, mientras que la de CD ofrecía juegos, versiones de demostración de algunos programas de Microsoft, así como accesorios y complementos multimedia. Todo eso era demasiada información para incluir en los discos de 3,5”.

INSTALADOR FÍSICO. Windows venía en una caja con disquetes.

Se trató de uno de los lanzamientos más esperados, no solo por los avances, por el “futuro” de la informática, sino por el monumental despliegue de marketing que precedió a la presentación. Microsoft había lanzado un anuncio publicitario con la canción “Start me up”, de los Rolling Stones, haciendo referencia al botón Inicio.

Los cambios

Menú Inicio. La barra de tareas, los botones de control de ventanas (cerrar, minimizar y minimizar tamaño) y el menú Inicio (que se eliminó sólo en Windows 8, para queja generalizada del público), fueron grandes novedades de Windows 95. El menú Inicio fue una revolución: una lista con todos los programas y funciones, muy fácil de acceder.

Papelera de reciclaje. Hasta este momento, si borrabas un archivo, lo borradas completamente. Microsoft decidió incluir un “tacho de basura” donde el archivo estuviera borrado, pero con opción a recuperarlo. Por supuesto que ocupaba -y que ocupa- espacio en el disco, pero da un tiempo prudencial para que el usuario pueda arrepentirse de haberlo borrado. Apple ya lo había incluido en sus ordenadores mucho antes, en la década de los 80, y se llamaba “Wastebasket” (cesto de basura).

Sin Internet Explorer. Aunque por estos tiempos el navegador de Microsoft no sea el más aceptado y esté condenado al desuso, cuesta entender que Windows 95 haya incluido un navegador de la competencia en su código. El primer Windows 95 venía con Yahoo. Sólo con el primer Service Pack, a finales de año, llegó el Internet Explorer. Lo importante era que se trataba de un sistema operativo listo para conectarse a internet, lo que se venía.

¿Tantos consejos? Al introducir un cambio tan grande, los desarrolladores de Windows 95 pensaron que sería útil incluir consejos de uso para casi todas las operaciones más comunes dentro de la PC. Por cada cosa que quería hacerse, se desplegaban ventanas flotantes que guiaban con pequeños tips para aprender cosas del sistema operativo.

Videojuegos. Windows 95 fue muy bien recibido entre jugadores y jugadoras de videojuegos en la PC. Fue la plataforma en la que los desarrolladores comenzaron a lanzar juegos, desde el mítico Diablo, hasta el Pinball, pasando por el Descent, Warcraft II, Fallout y muchos otros.

Comentarios