Por una señal de partida, sin olvidar el contexto - LA GACETA Tucumán

Por una señal de partida, sin olvidar el contexto

El automovilismo, a través del TC, sería desde fin de mes la primera actividad deportiva nacional en comenzar a competir. En Tucumán, más allá de las prácticas, no hay un panorama claro.

22 Ago 2020 Por Carlos Werner
2

En rigor, no sería la primera actividad competitiva oficial que vuelva en tiempos de pandemia. Pero sí sería la primera de alcance nacional. El Turismo Carretera podría ser el motor que le dé arranque al automovilismo en el país, en menos de 10 días. Falta la confirmación, pero todo está bien encaminado. Como una consecuencia lógica, el Turismo Nacional, el Rally Argentino, el Súper TC2000 y el Top Race -sólo por nombrar a las principales categorías- le seguirían en orden. Algunas con fecha probable, otras sin ella por el momento. Pero antes, todas deberán cerrar un riguroso círculo sanitario, condición sine qua non para que las carreras puedan ser posibles.

De ninguna forma esta posibilidad de retorno resultó una gestión sencilla. El automovilismo, deporte mayormente individual al momento de acelerar un vehículo, adopta el concepto de colectivo cuando se trata de sumar a mecánicos, integrantes del equipo, autoridades de carrera, incluso prensa. Ese fue uno de los escollos a sortear cuando se gestionó, al menos, la posibilidad de efectuar pruebas.

Otro inconveniente es el desplazamiento entre provincias, ciudades y pueblos. En un contexto complejo para trasladarse de un sitio a otro, desplazar este espectáculo nómade constituye un desafío. De allí que los protocolos tienen determinado todo al detalle.

Se cree que, primero por las dificultades para desplazarse, segundo por temor a los contagios y tercero por la situación económica, no serán numerosas las grillas que se armen en este regreso.

Mientras esto ocurre en el contexto nacional, en el ámbito local de momento sólo hay lugar para pruebas, aunque por estos días limitadas al kartódromo de El Timbó. Por lo demás, existe incertidumbre sobre si en los próximos meses habrá alguna carrera (detalles en nota aparte).

El espectáculo debe seguir, sin dudas. Pero sin olvidar el contexto. Y, por sobre todas las cosas, respetando las normativas de salud, y comprometiéndose con ellas.

Comentarios