“Si no se hacen las cosas bien, esta vez será culpa nuestra”, dijo Alberto Fernández

El Presidente habló sobre economía, negó que se piense en una devaluación y se comprometió a construir “una Argentina más justa”.

22 May 2020 Por Hernán Miranda
1

COMPAÑEROS. Osvaldo Jaldo, Alberto Fernández y Juan Manzur, de buen humor durante la rueda de prensa. LA GACETA / FOTO DE DIEGO ARÁOZ

Atardecía cuando Alberto Fernández llegó a la planta de tratamiento de líquidos cloacales de Las Talitas. Después de recorrer el lugar junto a Juan Manzur, Osvaldo Jaldo y pocos funcionarios más, ingresó a una carpa preparada varias horas antes para recibir a la prensa. Allí escuchó primero un breve discurso del gobernador y, a su turno, recordó el papel de armador en el interior que este jugó en la campaña presidencial y agradeció la hospitalidad de los tucumanos.

“Fue impactante para mí ver a la gente que responsablemente, con barbijo, se asomó a la ruta para expresarme afecto. Lo valoro mucho, de corazón”, transmitió el primer mandatario. De hecho, ayer por la tarde en Las Talitas el aislamiento social mostraba cierta laxitud, con decenas de vecinos repartidos en los alrededores de la planta de tratamiento de líquidos cloacales. Entre ellos, un anciano en silla de ruedas ondeaba una bandera argentina con el escudo del Partido Justicialista, o un improvisado músico guitarreaba la marcha peronista en un rancho y en honor al Presidente.

Mientras tanto, en la conferencia Fernández respondía varias preguntas. Y también aprovechaba para recordar, sin nombrarla, una visita a Tucumán de su antecesor, Mauricio Macri: “para mí siempre es grato venir al lugar donde la Argentina declaró su independencia. Aquí nació el país, aunque yo no creo que alguien se haya angustiado por declarar la independencia... Así que contento de estar aquí, a disposición de los periodistas”.

- ¿A qué se refería cuando habló de que Argentina está en default desde fines del año pasado?

- Lo que digo es que me gusta hablar honestamente. Ya durante los últimos meses del Gobierno anterior la Argentina no estaba en condiciones de pagar nada, pero durante ese tiempo nadie habló de esto que tanto inquieta hoy. Yo le doy mucho valor a la palabra, no me gustan las mentiras ni los zigzagueos. Me gusta ser claro y más todavía si hablamos de la deuda, del futuro de la Argentina. Ahora veo una enorme preocupación por saber si mañana caemos o no en default; pero, hablemos en serio, la verdad es que desde hace muchos meses la Argentina no está en condiciones de pagar. Y por eso el FMI (Fondo Monetario Internacional) dijo, después de auditarnos, que la deuda argentina es insostenible, que no se puede pagar. No lo dijo por otra cosa.

- ¿Cuál es el plan económico que va a permitir que la Argentina esté en condiciones de pagar?

- El Gobierno ha hecho una oferta con mucha sensatez y mucho rigor, tratando de garantizar que podamos cumplir con lo que asumamos como nuevos compromisos. Esa oferta responde a una lógica de crecimiento de la economía que todos conocen. No, no es verdad que no conocen el plan. Todos lo conocen, porque los que reciben la oferta saben cómo estamos proyectando el desarrollo de la economía en el tiempo siguiente. Algunos en la Argentina no quieren leer el plan, pero ese es otro tema. Todos saben de lo que estamos hablando.

- ¿Va a continuar auxiliando a las provincias más allá de cómo termine el canje de deuda?

- Sí, porque la verdad es que estamos enfrentando un problema muy serio, que nos ha tomado de sorpresa a todos. Y como nosotros, el presidente y los 24 gobernadores, hemos tomado la decisión de preservar la vida de los argentinos antes que otra cosa, eso... La cuarentena cuesta plata, claro que cuesta plata, y nosotros vamos a auxiliar a todos los argentinos para que sufran lo menos posible. La mayor atención va a estar en los que menos tienen, porque esa es nuestra mayor preocupación, pero vamos a seguir auxiliando a las provincias, claro que sí.

- ¿Cómo va a manejar la brecha entre el dólar oficial y el blue? ¿Va a haber una devaluación?

- No, nadie está pensando semejante cosa, aunque obviamente le estamos prestando atención al dólar. Nosotros somos conscientes, cuando auxiliamos a las provincias y a la gente, de que estamos debilitando nuestra situación fiscal. Pero también estamos trabajando absolutamente en todo eso porque sabemos perfectamente qué tipo de país queremos construir. Yo siempre les digo a Juan y a mis ministros que lo único que celebro es que la pandemia nos va a obligar a construir otro país. Ese país nos tendrá a nosotros gobernando y, si no se hacen las cosas bien, esta vez será culpa nuestra.

Antes, entre y después de estas preguntas, el presidente respondió otras tantas. Así, en Tucumán asumió la responsabilidad de, en sus palabras, “hacer una Argentina más justa”. Aunque no dio detalles sobre cómo la construirá.

Comentarios