Alberto Fernández quedó "asombrado" por las críticas de Macri a sus ex funcionarios

"No entendí si estaba en un grupo terapéuticoo si hablaba seriamente", chicaneó el jefe de Estado.

27 Ene 2020
1

El presidente Alberto Fernández sostuvo anoche que lo "impresionó mucho" que el ex mandatario Mauricio Macri admitiera estar al tanto de que "tomar deuda irresponsablemente" haría "explotar a la Argentina", por lo que consideró "asombroso" que el ex jefe de Estado se expresara con "tanta ligereza" sobre la situación del país.

Fernández se refirió de esta manera a las manifestaciones de Macri difundidas ayer, en las que el ex presidente aseveró, en una reunión con dirigentes del Pro en Villa La Angostura, que había advertido a sus funcionarios sobre los riesgos de tomar deuda, aunque sus colaboradores le habrían respondido que debía "seguir" en esa línea.

"Me impresionó mucho que un presidente diga que él sabía que tomar deuda irresponsablemente iba a hacer explotar la Argentina, que él se dio cuenta en 2017, cuando hizo campaña diciendo que tenía la economía controlada, y que la mejor solución que encontró fue pedir dinero al FMI para pagarle a acreedores y usó el dinero para cualquier cosa menos para pagar esa deuda", planteó Fernández sobre su antecesor.

En una entrevista con el canal C5N, el mandatario abundó: "No entendí muy bien si estaba en un grupo terapéutico o si estaba hablando seriamente un ex presidente que decía semejante cosa, que estaba destruyendo la economía y que siguió adelante con su lógica destructiva".

Al respecto, Fernández sostuvo que "aprendió" sobre los riesgos de tomar deuda cuando en 2003 recibió, junto al ex presidente Néstor Kirchner, el país "en default, y lo que siguió aprendiendo cuando salieron del default con el canje de la deuda, en 2005".

"Un país endeudado es un país que pierde capacidad de decisión y soberanía, y que está condicionado en su futuro", advirtió el mandatario.

Por eso, Fernández afirmó que Macri "debía saberlo" y que resulta "asombroso que diga lo que dijo con tanta ligereza".

"Tal vez estaba en una suerte de momento de confesión ante los propios, pero que los argentinos escuchen que un presidente actuó con semejante irresponsabilidad es francamente asombroso", dijo y añadió: "En eso no tengo nada que ver".

En ese sentido, aseguró: "Si veo que una medida del gobierno pone en riesgo la calidad de vida de los argentinos, no avanzo un paso más, y si veo que un ministro me induce a hacer algo que va a lastimar la vida de los argentinos, no avanzo un paso más".

En esa línea, Fernández planteó también que si Macri "ha descubierto, después de semejante desparramo, el obvio daño que genera un endeudamiento desmedido, en eso aprendió", aunque, subrayó, "el resto de los argentinos ya lo sabíamos de antes".

Por otro lado, Fernández indicó que el proyecto de ley de Sostenibilidad de la Deuda Pública, que el Congreso tratará en sesiones extraordinarias, incluye el "pedido de habilitación a renegociar una serie de títulos que han sido emitidos con una prórroga de la jurisdicción".

"Son títulos que establecen que, en cualquier conflicto, el diferendo puede ser resuelto en Nueva York, y estamos pidiendo autorización para que, ante cualquier revisión de esos títulos, tengamos la autorización de mantener esa jurisdicción", describió.

También confirmó que en el curso de "estos días" se enviará el proyecto de reforma de las "jubilaciones de privilegio del Poder Judicial y diplomáticos, para ordenar eso que, en verdad es un problema", según indicó.

Además, el Presidente consignó que el Gobierno tiene en "proceso de elaboración" la ley de reforma de la Justicia Federal y el envío al Senado de los pliegos de los embajadores designados en las distintas sedes diplomáticas.

Sobre China, confirmó que propuso a Luis María Kreckler para que se haga cargo de la embajada argentina en ese país. (Télam)


Comentarios