Pasan los años para Mercier y, cada partido, luce mejor

El refuerzo del "Santo" fue la gran figura en el debut triunfal. A sus 39 años, demostró que puede ser una pieza fundamental en la estructura del nuevo modelo.

27 Ago 2019 Por Bruno Farano
1

Mercier, un referente en el plantel de "La Ciudadela". LA GACETA / FOTO DE ANTONIO FERRONI

A los jugadores que saben jugar al fútbol no les importa la categoría. En la divisional de elite o en el campito de la esquina pueden desplegar su clase. Mucho más si ese buen juego es apuntalado con experiencia, porque cuando el físico, quizás, no puede hacerle frente al de un futbolista que recién está comenzando, la sapiencia es fundamental para ganar cualquier “batalla”.

Es por eso que a Juan Mercier no le pesó calzarse la “5” de San Martín. Cuando llegó a La Ciudadela, los pesimistas que nunca faltan reprobaban su incorporación argumentando que estaba muy acostumbrado al ritmo de Primera o que los roces típicos de la ahora Primera Nacional iban a ser peligrosos para el físico de un jugador de 39 años. Pero el que sabe, sabe y “Pichi” necesitó un par de partidos para comenzar a erigirse como uno de los puntales de este nuevo San Martín.

El volante central fue la gran figura que tuvo el “Santo” en su estreno en la nueva categoría. Marcó, ordenó, repartió juego y corrió los 95 minutos. Esa recuperación en mitad de cancha, en el inicio de la jugada que definió el partido, marcó muchas cosas. Principalmente que Mercier está 10 puntos físicamente y que tiene un rapidez mental que hace que esté dos pasos adelante de sus rivales. Por eso los hinchas lo ovacionaron y por eso dejaron el estadio apuntándolo como la mejor incorporación “santa” en este mercado de pases. “Si la gente a dice eso, les agradezco. Pero no me gusta creérmela porque sería faltarle el respeto al resto de mis compañeros”, avisó “Pichi” bajándole un cambio a la cuestión y poniéndose al servicio del equipo. “Acá hay todo un grupo que, día a día hace un gran esfuerzo para que esto vaya hacia adelante. Si San Martín ganó es porque todos aportamos algo”.

Mercier sabe que esta Primera Nacional no será nada fácil y considera que no tiene mucho que envidiarle a la Superliga. “Es una categoría en donde están todos los grandes que la jugaban hace unos años atrás. Yo hace mucho que no la disputaba pero me adapté rápido y eso, creo, es gracias a la confianza de todo el grupo”, dijo, resaltando que el triunfo sobre la hora puede potenciar mucho más el juego de San Martín. “Éramos conscientes de que nos jugábamos mucho, sobre todo después de haber hecho un gran partido por Copa Argentina y quedar eliminado. Gracias a Dios, ‘Lucho’ (Luciano Pons) nos dio un triunfo que vale muchísimo”, agregó.

San Martín arrancó con el pie derecho y eso no es poca cosa según su óptica. “Es un lindo envión. Pero hay que seguir trabajando porque el objetivo nuestro es otro y vamos a dejar todo para conseguirlo”, sentencia Mercier, que el domingo dejó en claro que es como el buen vino. Sí, “Pichi” parece mejorar con el paso de los años.

Comentarios