Cartas de lectores

22 Jul 2019
1

RECUERDO DE TRES LECTORES

Vivimos un momento tan grave socialmente los argentinos, que abundan los temas para generar debates en el ámbito familiar, en las escuelas, en los bares y en cualquier otro punto de reunión entre familiares, amigos o simplemente ciudadanos bien intencionados, a fin de mejorar nuestra calidad de vida. Por ser abundantes los temas que necesitan ser abordados por la opinión pública, me duele la pérdida de tres colaboradores de la sección Cartas de Lectores, de LA GACETA, que acontecieron en los últimos meses: la del señor Javier Astigarraga (acontecida hace un año), y la de los señores Ysmael Díaz y Dante Diambra Caporaletti, más recientemente. Vaya para ellos mi homenaje y mi reconocimiento a su compromiso social, junto a mi agradecimiento por su gran aporte a la comunidad.

Daniel E. Chavez


Pasaje Benjamín Paz 308


San Miguel de Tucumán

¿Y EL FEDERALISMO?

No es tan difícil entender que lo que se hace ahora en obras públicas son propuestas reales; por ejemplo los trenes elevados en la Capital Federal o los emprendimientos para combatir el narcotráfico, algo que estuvo olvidado. Pero no es suficiente, cuando, por otro lado, no se respetan algunos puntos clásicos que fueron, son y serán los formadores de nuestra inseguridad económica. Ellos son, quiéranlo o no, la cantidad en demasía de argentinos viviendo en la pobreza o en la miseria, en medio de la abundancia de nuestra Capital Federal. Se olvidan cuál fue el bautismo, cuando se puso en letras de sangre que somos un país republicano, representativo y federal. Además se olvidaron de la delegación del cobro de impuestos por parte de las provincias a la Nación, pero con la condición de la llamada coparticipación. Esta fue eludida de varias formas, tanto por la Nación como por las provincias, cuando estas continuaron cobrando impuestos distorsivos como defensa a la falta de envíos coparticipables de la Nación. Es decir que el engaño fue mutuo. El resultado es que muchas provincias han vivido como feudos por décadas y con la Nación empujando la inestabilidad por sus inconsultas resoluciones de política económica. Por eso, mal que les pese, sin una sincera ejecución de lo que mandan la Constitución y las leyes fundamentales, no les creo nada.

Carmelo J. Felice
[email protected]

EL HOMBRE MEDIOCRE

Englobar a los que disienten en apreciar la “peatonalización” de San Miguel de Tucumán como “mediocres” es un facilismo intelectual que, además de peligrosamente autoritario, por lo banal de su generalización, incurre en algo que podría calificarse como medianía vulgar. La situación me remite al cuento del emperador desnudo, al cual nadie podía criticar hasta que un niño expresa en voz alta lo que todo el pueblo veía. Permítanme sugerirle al autor de la nota que relea “El hombre mediocre”, ya que, creo, está afirmando lo contrario a lo que pensaba José Ingenieros. El autor referido no quiso una sociedad regida por el aura mediocritas, o dorada medianía, que es lo que parece querer el autor de la nota al opinar sobre las críticas a un proyecto que enangosta las calles céntricas para agilizar el tránsito. Creo, por el contrario, que, como usuarios de las calles, los peatones tenemos derecho a opinar en un tema que nos afecta. Coincido con Türpe en que muchas personas no logran ver lo innovador y creativo de la peatonalización, tanto es así que pareciera totalmente carente de esto.

René Carlos Roncedo

[email protected]

LA CARRERA ESPACIAL

La “odisea de llegar a la Luna en una cáscara de nuez” (20 de julio de 1969) (LA GACETA) fueron partes de la llamada “carrera espacial”. Esta, junto a las amenazas nucleares, constituyeron la fase inferior de la denominada época de “La Guerra de las Galaxias”.+ La “disuasión” llega al espacio, posterior sueño de Ronald Reagan (ex presidente de Estados Unidos). Todas ellas, a su vez, fueron integrantes del denominado “orden” de “La Guerra Fría”, cuyo primer acto fueron las bombas en Hiroshima y Nagasaki en Japón. “Intimidar a los soviéticos y hacerlos más manejables, especialmente en los países de Europa Oriental (James Byrnes, ex secretario de Defensa). El Pentágono, en aquella época, produjo un estudio supersecreto: planificar la destrucción de 20 de las mayores ciudades soviéticas con bombas atómicas. Todo el orden de la posguerra estuvo basado en la amenaza nuclear por parte del llamado imperialismo norteamericano. Por ejemplo (hay muchos) la “crisis de los misiles de Cuba” en 1962. En este cuadro de terror atómico, a pesar de los “acuerdos de limitación de armamentos”, se desarrollo la carrera al espacio. La economía mundial, a partir de 1974-75, había ingresado a una fase de recesión y estancamiento. El motor de su posterior crecimiento va a ser la industria armamentista a través de una de sus ramas: la aeroespacial. Va a tener una contradicción. No funciona, por ahora, bajo los estímulos del mercado y la competencia. Se desarrolla, provisoriamente, a través de las erogaciones de “defensa” o gasto estatal, ya que el capital es incapaz de asegurar la rentabilidad de nuevos productos (inversiones) para su complejo militar industrial. Depende, en definitiva, de la evolución del propio sector. En el caso de la URSS, en términos generales, su comunidad de científicos tuvo limitaciones insalvables, por el carácter de su régimen burocrático (un ejemplo es Chernobyl) en comparación con el nivel de instalaciones y de personal estadounidenses para lograr resultados equivalentes. La posterior fase del surgimiento de la “Iniciativa de Defensa Estratégica – La “Guerra de las Galaxias”-, astronómicamente caro, superfluo, probablemente inviable desde el punto de vista técnico, sigue adelante con la carrera de armamentos. La industria descripta, solo superando al régimen social actual, capitalista, va abrir una nueva era para el desarrollo de la humanidad y de la conciencia humana.

Pedro Pablo Vera

saluse
[email protected]

VILLA MUÑECAS

A propósito de la triste noticia de Villa Muñecas (LA GACETA, 8/7), quiero referirme al malicioso olvido de nuestras autoridades y de los políticos del ilustre patriota que fue el doctor y sacerdote Ildefonso Ecolástico de las Muñecas, nacido en nuestra ciudad el 15/8/1876, hijo del Dr. Juan José de las Muñecas y de la patricia Elena María Alurralde, y que murió asesinado el 7/7/1816 en condición de prisionero por soldados del ejército realista, como último recurso para frenar su total entrega en la guerra y guerrillas de las que participó y comandó en las campañas militares para lograr la independencia de los pueblos de Sudamérica. Su destino fue cruel se desencadenó porque dos días antes de que el Congreso reunido en su patria chica de Tucumán declaró la Independencia de su patria grande. Su rico historial político militar, reconocido en los hermanos países de Bolivia, Perú y en todas las provincias argentinas, se desmerece por el calumnioso olvido de sus comprovincianos, que en estos últimos años han logrado que la otrora brillante y floreciente Villa Las Muñecas se encuentre clasificada como la penúltima peor barriada en el país por su total y completo estado de abandono como lo describe LA GACETA, que nos hizo despertar y sentirnos corresponsables, porque con nuestro voto hemos elegido a los gobernantes, responsables de las 220 villas de emergencia en el territorio provincial. Al gobierno provincial no le falta dinero, diría que tiene de sobra, porque van a invertir miles de millones de pesos en la construcción de un gigantesco y moderno edificio para un Centro Cívico con amplias oficinas equipadas con lujosos muebles, aire acondicionado frío-calor, ascensores y escaleras mecánicas. Los todavía jubilados de la Plaza recordamos con alegría y orgullo a tantos amigos que teníamos en aquellos tiempos y añoramos nombres y rostros de cientos de brillantes jóvenes, hombres y mujeres que venían en tren descendiendo en la recordada parada El Nacional, ubicada curiosamente en calle Muñecas esquina Italia, para concurrir a clase en el Colegio Nacional, distante dos cuadras y/o llegar a sus lugares de trabajo, para luego desde ahí ascender y regresar bullangeramente a sus hogares. Hoy queda como único recuerdo la platabanda de esa parada ferroviaria. Los jubilados aventuramos que de levantarse de su tumba, el cura-militar Ildefonso Ecolástico de las Muñecas empuñaría nuevamente las armas en defensa de su terruño y de sus comprovincianos.

Ángel Ricardo Salguero


[email protected]

FIESTA DE LOS MELLIZOS

El 9 de julio en la ciudad de Famaillá se festejó la XI edición de la Fiesta Nacional de los Mellizos, acontecimiento que nos llena de orgullo a todos los tucumanos y a mí en forma personal, porque en esta oportunidad tuve de visita a familias de la provincia de Buenos Aires, y vaya si no tuve mejor idea que llevarlos a Famaillá a participar de esta maravillosa e inédita fiesta popular donde se reunieron mellizos de varias provincias y hasta de otros países. Realmente quedaron encantados y quieren que se difunda por este prestigioso periódico las felicitaciones a los ideólogos de este evento porque también disfrutaron de todo el patio de comidas, las artesanías y de todos los puestos de distintas variedades de productos. Qué lindo es poder resaltar eventos de esta magnitud que realmente nos enorgullecen a los tucumanos.

Ana Gabriela Serrano


Casa 8 Manz. B 

Barrio Jardín


Tafí Viejo

Comentarios