Desde ahora Ibatín es una Ciudad Histórica y Fundacional

La denominación se hizo por decreto provincial. Polémica por el prolongado abandono.

16 Jun 2019 Por Rodolfo Casen
1

ABANDONO. Los carteles informativos fueron dañados y no se reemplazaron. LA GACETA / FOTO DE OSVALDO RIPOLL

El predio de las ruinas de Ibatín pasó a llamarse Ciudad Histórica y Fundacional de San Miguel de Tucumán. Así se informó a través de una publicación del Boletín Oficial, que dio detalles del decreto provincial 1.405/1 del 13 de mayo. En la misma norma se dispuso la creación en ese lugar del Museo Arqueológico a Cielo Abierto Ibatín (Macai).

La responsabilidad de “gestionar, evaluar y poner en práctica las acciones necesarias para el mantenimiento, desarrollo y promoción de la Ciudad Histórica ahora está a cargo de la también flamante Unidad de Gestión Ibatín (UGI). Esta área comenzó a funcionar en el ámbito del Ente Cultural de Tucumán, según lo dispuso el tercer artículo del decreto. A la UGI la integran también el Ente de Turismo, la Comuna de León Rougés y la Dirección de Flora y Fauna.

Responsabilidad

¿A cargo de quién estuvo antes Ibatín? ¿Quién fue el responsable del abandono que arrastra desde hace tiempo? La polémica se instaló a partir de la publicación que realizó LA GACETA el jueves sobre las ruinas ubicadas en León Rougés. Los ex empleados Cristian Guaraz y Celeste Álvarez, que se desempeñaron en el lugar como informantes turísticos desde 2012 hasta 2017, dijeron que dependieron del Ente de Turismo. A esa repartición la señalaron como encargada de la custodia del sitio. Mercedes Aguirre, titular de la Dirección de Patrimonio Cultural, celebró por su parte la promulgación del decreto 1.405 que, según dijo, le abre ahora a su dependencia la oportunidad de revalorizar y darle a las ruinas la jerarquía que siempre debieron tener: la de segundo patrimonio histórico de importancia de la provincia, luego del Museo Casa Histórica de la Independencia. De esa manera, la funcionaria dio a entender que antes carecía de facultades para mejorar el sitio.

Sus dichos no cayeron bien en Turismo, al quedar involucrado como responsable del abandono. Aunque el ente autárquico se abstuvo de emitir un pronunciamiento oficial sobre el tema, allegados al organismo insistieron en que la custodia de Ibatín siempre estuvo a cargo de Patrimonio. Turismo, según se explicó, sólo se dedicó a colaborar en tareas que apuntaron a hacer el predio más atractivo para los visitantes. Y por ello instaló ahí el Centro de Información Turística y Cultural, que hace dos años fue destruido por un temporal.

Para evitar polemizar con Aguirre, desde Turismo se deslizó que las leyes vigentes hablan a las claras de quién fue siempre la responsabilidad de revalorizar Ibatín. Así se hizo referencia al artículo 2 de la ley 7.145, que lo declara “patrimonio histórico, cultural y arqueológico” y también a la ley 4.399, que lo categorizó como “Monumento Histórico y Provincial”.

A partir de estas dos resoluciones y al amparo de la ley 7.500 y su modificatoria (la ley 8.645, que refiere a la protección del patrimonio), asoma la responsabilidad que le cabría al Ente Cultural de Tucumán (a través de la Dirección de Patrimonio), al ser autoridad de aplicación de esta última norma. La ley 7.145, y su modificatoria, habla sobre la facultad que tiene este organismo de instrumentar las políticas de preservación, custodia y expansión del patrimonio.

“Los años que tiene Ibatín, y nunca se hizo nada pensando en su futuro. Algo que lo consolide como un atractivo cultural y turístico de relieve... Esperemos que ahora se comience a trabajar en serio, más allá de quién tuvo la culpa de tantos años de olvido”, dijo Guaraz, que además de guía es vecino de León Rougés.

Comentarios