“El día del acto eleccionario se va a volcar la totalidad de los efectivos policiales a las calles”

Indicó que el domingo 9 de junio trabajarán de manera coordinada con fuerzas federales, según las disposiciones de la Junta. Bernachi, jefe de la Policía, dijo que afectarán a tareas de prevención y de seguridad a más de 8.600 policías, incluso en su día de franco.

01 Jun 2019 Por Martín Soto
1

JEFE DE LA POLICÍA. Bernachi manifestó que está dispuesto a colaborar con todo lo que solicite la Junta Electoral. la gaceta / Foto de José Nuno

Todos policías de Tucumán estarán en las calles durante las elecciones provinciales del 9 de junio. Más de 8.600 efectivos serán afectados a tareas de prevención en la vía pública y para la custodia de las adyacencias de las 414 escuelas donde se habilitarán 3.635 mesas para votar. El jefe de la Policía, Manuel Bernachi, adelantó que, por disposición de la Junta Electoral Provincial (JEP), se llevará a cabo un amplio operativo antes, durante y después del acto eleccionario para garantizar la seguridad y la paz social.

“La afectación de nuestros recursos será en forma progresiva y el día del acto eleccionario se va a volcar la totalidad de los efectivos policiales, que son 8.664”, precisó. Y agregó: “para ese día estará la totalidad del personal, incluso aquellos que están con franco. Se va a recargar a todo el personal para darle un marco de seguridad ante la importancia de este acto eleccionario”, dijo el titular de la Policía en una entrevista con LA GACETA.

Bernachi, que está al frente de la fuerza de seguridad provincial desde febrero, indicó que esta semana mantuvo encuentros con las autoridades de la JEP, Daniel Posse, Edmundo Jiménez y Washington Navarro Dávila y con el comandante electoral Marco Del Castillo, jefe de la Región Cuarta de la Gendarmería. “Estamos coordinados. Ellos (por Gendarmería) tienen hasta el momento la seguridad interna (de las escuelas y del depósito de las urnas) y nosotros la externa”, aclaró.

Operativos y denuncias

Acompañado por el subjefe José Gómez, el jefe de la Policía ahondó sobre los vallados que se realizarán, de manera preventiva y por disposición de la JEP, a 100 metros de los accesos a los establecimientos educativos. “Es por motivos de organización, para que no haya amontonamientos de gente en los ingresos, para que sea fluido el ingreso y la salida de las escuelas”, explicó. Agregó, no obstante, que se permitirán excepciones para electores con algún tipo de discapacidad o con problemas de movilidad.

El domingo 9 de junio habrá un operativo especial en Mendoza 1.050, un inmueble que alquiló la Junta Electoral para recepcionar las más de 3.600 urnas y donde se llevará a cabo -días después- el escrutinio definitivo. Bernachi indicó que se montará un vallado en la zona que comenzará en la noche del sábado. “Será progresivo, para entorpecer lo menos posible. Si la Junta lo dispone, va a seguir cortado hasta el día siguiente”, dijo. La seguridad dentro de ese edificio y la custodia de las cajas, en tanto, correrá por responsabilidad de Gendarmería.

Ese domingo, en tanto, también podría verse afectado el normal tránsito en avenida Soldati al 400, ya que la empresa de logística MSA montará en el hotel Sheraton su centro de cómputos para el escrutinio provisorio.

Los delitos electorales, como el traslado de votantes o la entrega de prebendas, entre otros, se podrán denunciar en cualquier comisaría, en los tres centros judiciales del Ministerio Público Fiscal y en la sede central de la Junta Electoral, en La Madrid 661.

Bernachi agregó que trabajarán en manera coordinada con las fuerzas federales y que el principal foco será la prevención. “Se están siguiendo todas las disposiciones de la Junta y se está planificando todo a los fines de brindar la máxima seguridad a los tucumanos para que todo el acto eleccionario se desarrolle tranquilo y en paz”.

Votos de detenidos

Según la Resolución 47/2019, la JEP dispuso que en las cinco Unidades Regionales de la Policía (Capital, Norte, Sur, Este y Oeste) se habilite un cuarto oscuro para que los cerca de 600 detenidos en las comisarías puedan votar. Para eso, se capacitaron a 10 efectivos policiales (dos por dependencia) con personal de la JEP para que sean autoridades de mesa. Se dispuso que en cada mesa que haya una urna de cada circuito (Capital, Este y Oeste) y contendrán tantas actas como jurisdicciones correspondan a los internos alojados por unidad. Algo similar se montará en la Penitenciaría de Villa Urquiza (cinco mesas), como en las unidades penitenciarias de Banda de Río Salí y de Concepción. También se habilitará un cuarto oscuro en el Instituto Roca.

Cambio de modalidad

Los telegramas para el escrutinio provisorio llegarán digitalizados al centro de cómputos.

Desde la Junta Electoral Provincial (JEP) se informó que los telegramas llegarán digitalizados al centro de cómputos. Esto permitirá una carga de datos mucho más veloz y equilibrada, ya que recibirá al mismo tiempo información de mesas de la capital o de Yerba Buena, como de Banda del Río Salí, La Cocha o Juan Bautista Alberdi, por ejemplo. El telegrama será escaneado por un empleado de la empresa MSA y enviado a un nodo, donde se controlará la calidad de imagen. De cumplir con los cánones exigidos, la imagen será replicada al datacenter. La urna y el telegrama físico, en tanto, serán resguardados para realizar el escrutinio definitivo.

Las claves del plan de seguridad electoral

- Según Bernachi, habrá 8.664 policías afectados ese domingo.

- La Policía estará a cargo de la seguridad fuera de las escuelas.

- Se montará un vallado a 100 metros de las 414 escuelas.

- El objetivo es ordenar y controlar los accesos a las escuelas.

- Habrá un operativo con corte de calle en Mendoza 1.050.

- Los delitos electorales se pondrán denunciar en las comisarías.

- Se busca garantizar unos comicios tranquilos y en paz.

Comentarios