En Derecho de la UNT piden la exoneración de Chocobar

La decana Adela Seguí anunció el dictamen de la Dirección de Asuntos Jurídicos; la defensa dijo que planteará la nulidad.

23 Feb 2019 Por Miguel Velardez
3

LA GACETA/ ARCHIVO

De un lado, se lo presenta como un docente que tiene las horas contadas en su función académica. Del otro, la defensa, prefiere mantener cautela y afirma que el proceso está viciado de irregularidades. El caso Víctor Justiniano Chocobar, sumariado tras las denuncias de presuntos casos de acoso en la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Tucumán, vuelve a estar en el tapete.

Ayer, la decana de esa facultad, Adela Seguí, anunció el dictamen de la Dirección de Asuntos Jurídicos de la UNT en el que se recomienda la exoneración del docente Chocobar. “Se clausuró la investigación -dijo Seguí-, ya se emitió dictamen. El profesor ya fue notificado, se levantó el secreto de sumario y ahora deberá hacer un descargo y ofrecer pruebas. Se recomienda la exoneración del profesor”, resaltó.

Por su parte, Raúl Moreno, abogado defensor de Chocobar, adelantó ayer que planteará la nulidad del proceso. “De cajón que se viene la inconstitucionalidad y nulidad del protocolo que usaron ellos (en referencia a la parte acusatoria), porque si bien habla de que no se puede afectar el derecho de defensa, en ningún momento para el protocolo ni para la conclusión del protocolo lo llamaron al acusado -afirmó Moreno-, y si lo hubieran omitido en otra facultad, pero en la facultad de Derecho justamente es inconcebible”, insistió.

Reubicación

La decana de la Facultad de Derecho, en tanto, aseguró que hasta tanto culmine el proceso y el Rectorado defina el futuro de Chocobar, el docente continuará con el régimen actual que le impide tener contacto con los alumnos.

Chocobar fue denunciado por tres alumnas y ex alumnas por presunto acoso sexual. A principios de agosto de 2018, la UNT inició un sumario en su contra y lo suspendió por 30 días primero y luego por 60 días más. Vencida la suspensión, el docente fue reubicado y no puede tener contacto con estudiantes hasta que termine su sumario.

Moreno, el abogado defensor, recordó un principio griego que advierte que los pequeños errores del principio son los grandes errores del final. “Aquí hubo un grave error desde el momento que no le han respetado en el protocolo la posibilidad de su defensa -remarcó-; Chocobar sabía, por las noticias de los diarios, que estaba acusado, pero no sabía por quién ni por qué, y hay una animosidad que Chocobar responsabiliza a la decana (Adela Seguí), que ha sido la impulsora de todo esto”, señaló.

Nuevos plazos

En adelante, la defensa tendrá tres días hábiles para revisar el expediente y luego comenzarán a correr 10 días hábiles más para efectuar un descargo y ofrecer pruebas.

La doctora Seguí, por su parte, defendió el proceso que se llevó adelante en la unidad académica que ella dirige. “Le puedo asegurar que no es víctima de ninguna persecución política”, agregó ayer en alusión a las réplicas de Chocobar, quien había dicho que era víctima de persecución política.

Moreno dijo que el lunes podrá tener copias del expediente y retrucó el dictamen de la Dirección de Asuntos Jurídicos. “Otra cosa grave y muy gruesa, desde el punto de vista jurídico, es el hecho de que se hace un protocolo, pero después de ocurrido el hecho para aplicarlo retroactivamente, cuando todo el mundo sabe que las leyes no se pueden aplicar hacia atrás”, indicó.

Seguí insistió en que el docente intenta minimizar la acusación al decir que es víctima de una persecusión política. “Eso es una defensa suya -dijo la decana-, de carácter netamente político, rumores de este tipo (acoso) había desde hace mucho tiempo en la facultad de Derecho -insistió-, rumores sobre situaciones de acoso que habrían vivido alumnas en el pasado, siempre circuló como un rumor hasta que se presentaron denuncias de dos alumnas, que no tienen relación entre sí, son personas que no se conocían, son de diferentes lugares del interior de la provincia y el dictamen ha considerado que no hay una situación de posible connivencia entre ellas, pero sí hay coincidencia en una suerte de metodología de parte del docente”, remarcó.

Moreno, en tanto, dijo que sus observaciones son de una lectura rápida que hizo ayer del expediente, cuando tenga las copias, el lunes empezaré a ahondar en los detalles”, afirmó.

Odontología, el caso Hassan espera dictamen

En mayo de 2018 estalló un escándalo en el centro universitario Julio Prebisch. Aquella vez, al menos ocho estudiantes presentaron denuncias, casi todas por maltratos, en contra del docente Eduardo Hassan (foto), profesor adjunto de la cátedra de Anatomía de la carrera de Odontología. Las denuncias se realizaron en el marco del Protocolo antiviolencia de género que comenzó a regir en aquel mes. El caso de Hassan fue el primero con el nuevo sistema, que garantiza la protección de las víctimas. Está pendiente de dictamen en la Dirección de Asuntos Jurídicos, que ayer se expidió sobre el caso Chocobar.

Comentarios