Los libros de fútbol tuvieron ediciones especiales por el auge del Mundial: qué leer

Cuando la pelota se detiene, las letras cobran vida.

10 Jul 2018

Cábalas, camisetas y cánticos a todo pulmón son algunas de las escenas que se concentran en las canchas, y ahora también en las librerías. Con la llegada del Mundial la literatura sobre el fútbol alcanzó su auge: biografías de jugadores, datos curiosos, historias insólitas, récords y análisis de juego son algunas de las opciones que intentan capturar los amantes del fútbol.

“Existe una constante consulta sobre fútbol, aunque desde un punto de vista racional y estadístico. Es un sector que se mueve mucho y tiene lectores de diferentes tipos”, contó el encargado de una librería céntrica.

En general, los libros de esta temática son comprados como un obsequio en fechas especiales, como ocurrió para el Día del Padre. Las biografías siempre están a la orden del día pero los libros más solicitados son los referidos a la historia de un club en particular, explican los especialistas en el rubro.

También aseguran que el hincha de fútbol es bastante sectario y, por eso, casi siempre prefiere una obra sobre su equipo antes que sobre la historia o el presente del fútbol en general.

Fanatismo

Si de preferencias literarias se trata, entre los lectores tucumanos existe un mayor fanatismo hacia los jugadores. Facundo Valero (20 años) es un ferviente seguidor de Martín Palermo. “Releí su biografía por millonésima vez; es buenísimo conocer sobre la vida de un futbolista a través de sus ojos. Las cosas que se conocen desde afuera se hacen mucho más reales si te las cuenta él. Una alegría se hace tan emocionante como un gol y las penas se viven como propias”, comentó.

En cambio, hay hinchas que prefieren analizar las visiones de juego e intentar explicar los resultados de los partidos. “Compré un libro escrito por Javier Mascherano porque no conocía mucho sobre fútbol y justo salió a la venta durante el Mundial. Él explicaba cómo liderar al equipo y lograr la conectividad del grupo. Sus palabras me parecieron interesantes para ponerlas en práctica. Si bien yo no juego al fútbol profesional sí lo hago con mis amigos”, narró Ignacio Carrizo (21 años) sobre “Los 15 escalones del liderazgo”, cuyo autor es el “Jefecito”, quien puso punto final a su carrera en el torneo de Rusia.

Orientado a las experiencias, Maximiliano Medina (24 años) hizo lo suyo con el libro “Cerrados por fútbol” de Eduardo Galeano. “Lo compré por curiosidad. Son cuentos simples pero tienen ese gustito que te genera lo desconocido. Hay aspectos que no conocía cómo cábalas extrañas y anécdotas imposibles de averiguar pero que te marca bastante cuando las conocés”, explicó.


Sampaoli y algo más

Los libros de los estrenadores ocupan un lugar especial en las librerías. Allí aparece el escrito por Jorge Sampaoli, el polémico entrenador del seleccionado argentino. “Mis latidos” es el título del trabajo del entrenador que no tuvo la aceptación esperada. Los libros de Marcelo Bielsa y Pep Guardiola son más codiciados.

No obstante, aunque pareciera que la cantidad de temáticas sobre fútbol rebalsa entre los estantes, los encargados de las librerías aseguran que las ventas “mundialistas” no aumentaron considerablemente. Lo cual demuestra que a otros hinchas la pasión les nace por otro lado. “La verdad que es muy difícil que los fanáticos lean sobre fútbol. A mí me encanta pero no me intereso en leer libros así porque son aburridos o hay mucho sobre táctica”, señaló Nahuel Palacio (22 años), un hincha que prefiere buscar notas en internet o mirar documentales.

La pregunta del millón, ¿qué pasa con Rusia? A principio de año hubo lectores que buscaron diccionarios ruso-español. Aquellos que pudieron viajar para presenciar los partidos del Mundial se anticiparon a comprarlos. Sin embargo, al igual que las guías de viaje, este tipo de material es importado y por eso se tornan más costoso, según explican los vendedores de este rubro.

Para los más chicos


Mientras los adultos prefieren palpitar los partidos frente al televisor, los niños trasladan su emoción a los lápices. Y para ellos las alternativas también abundan: cuentos ilustrados, ediciones para colorear y libros móviles, son las primeras opciones entre las que se debaten los más pequeños.

Una editorial lanzó un libro llamado ‘Los Futbolísimos’ con distintas historias, narraciones de los jugadores y dibujos de diferentes situaciones de cancha. La edición se había quedado en su tercer tomo pero resurgió en los días previos al Mundial con su continuación. La tapa es una ilustración donde un grupo de amigos celebraban un gol.

El álbum de Rusia para colorear y el libro de actividades de Gaturro también tuvieron una enorme aceptación.

La “fiebre mundialista” seguirá por algunos días más. La final se disputará el domingo en Moscú y después todo volverá a la normalidad. Los hinchas recuperarán su rutina y comenzarán a pensar en sus equipos. Hablarán de los refuerzos, del clásico que se viene y del esperado debut. La Selección volverá a estar en el tapete dentro de cuatro años. Parece mucho, pero el tiempo pasa volando.

Comentarios